Ejemplos ?
No había aquí ni un crujido de ropa ni una trepidación lejana. Nada. La llama de la vela ascendía como aspirada por el inmenso silencio. Pasaron horas y horas.
Algunas veces se toma como intersección, con lac excitamos, y procuramos la atención de alguna persona, para llamarla, o hablarle: como A Padre mío, a señor Fulano, y aunque en estos casos según su orígen Latino beus debiera ser aspirada con H, el uso comun ha prevalecido en lo contrario.
Este español atlántico, más o menos extendido por las zonas bajas de América, presenta la debilitación de las consonantes finales: la -s preconsonántica se realiza aspirada h, costa kóhta, o se elimina en posición final, las manos se articula en el velo del paladar (pan pan) y entre los hablantes menos cultos la /l/ postvocálica se articula como una /r/ simple, algún aggún.
H, no es un fonema en la mayoría de variedades, marginalmente en algunas áreas de Andalucía retiene la /h/ aspirada del español medieval, y en otros representa /h/ o /x/ de extranjerismos no adaptados.
Existen, sin embargo, dos notaciones particularmente comunes, explicadas a continuación por medio de ejemplos: Celda 4 soplada = 4, +4 Celda 4 aspirada = -4, (-4) Celda 4 aspirada y con bending = -4b, (4b) Paralelo de ambas notaciones: tablatura de la escala blues para armónica diatónica.
No son expresadas en el habla escrita ni formal. Cambio de la j (aspirada en situación interior) por la f (siempre bilabial), sobre todo cuando se halla junto a una u semivocal.
Según Hanoi:: /t h / es una oclusiva alveolar aspirada, sorda Como muchas lenguas en Sureste Asiático, el vietnamita es una lengua analítica.
El Abecé de Mayans le daba a este el valor de una vibrante aspirada, pero la mayoría de las fuentes no recogen esta pronunciación en ninguna etapa del español.
En casi toda América Central, la mayor parte de Sudamérica y la mitad sur de España, la S en posición final de sílaba se elide o pronuncia de manera aspirada como una consonante fricativa glotal sorda; esta pronunciación se considera en algunas zonas poco culta o descuidada y las formas acrolectales destacan las sibilantes, pero es habitual en el habla cotidiana.
Son representados con j y su sonido varía desde una consonante obstruyente, fricativa velar sorda hasta una simple aspirada o el de una uvular vibrante sorda como la dada en la provincia de Jaén.
Fenazar, fenás, vafada, fito a fito, manifacero, ferrija, Ficaria, figue) o bien de manera aspirada (se mantiene la aspiración siempre ante /u/ como en huerte, huerza, huente, humar, humo, conhundir, etc; se mantiene en algunos casos ante /o/ como en hormar, hondo, hongo, hopo, etc; se mantiene en algunos casos ante /a/ como en haldar, hambre, etc.
En el área del Chocó la /d/ intervocálica se realiza como /r/. En esta misma región la /s/ aspirada y /k/ pueden resultar en oclusión glotal.