arverno

arverno -na

 
adj.-s. etnog. Díc. del individuo perteneciente a un pueblo de la Galia antigua que se hallaba establecido en la actual Auvernia. Uno de sus jefes fue Vercingétorix, derrotado por César.
Ejemplos ?
Evidentemente quería obtener el apoyo de la parte aristocrática que le había sido favorable anteriormente. El gobierno arverno fue dirigido por una asamblea de magistrados y notables.
Sin embargo, otras fuentes sostienen que el templo de Vassogalate corresponde a las ruinas encontradas en el barrio de Jaude. El Mercurio arverno sería, en este caso, el heredero directo del dios galo Lug.
En Royat (Chamaliers) se descubrió un santuario asociado a los baños termales que conserva numerosos exvotos que se pueden ver, actualmente, en el museo Bargoin de Clermont-Ferrand, con una de las más largas inscripciones en idioma galo. Existió, por tanto, una continuidad con el pasado, y la romanización afectó al pasado galo, pero no al arverno.
Se sabe muy poco acerca de los arvernos sometidos al Imperio romano. Se tiene constancia de que, en el siglo III, un notable arverno tenía alguna relación con el poder: Timesitheus.
Vercingétorix remontó entonces la orilla oriental del Allier; César le persiguió por la orilla opuesta. Fiel a su táctica, el líder arverno se encerró en Gergovia, oppidum ubicado en las inmediaciones de Clermont-Ferrand.
Tras el «redescubrimiento» en el siglo XIX de la Galia y de Vercingétorix, los autores se han preguntado durante muchos años si el nombre del líder arverno era realmente un nombre de persona, o si simplemente significaba «el jefe» en lengua arverna.
A lo largo de este año, el líder arverno mostrará un auténtico talento militar y político al enfrentarse a uno de los más capaces estrategas romanos.
Con un audaz movimiento tomó la ruta del norte cruzando el puerto de Vivarais; tras atravesar el nevado Macizo Central, ubicado en pleno país arverno, logró alcanzar Agendico (Sens).
César atribuye no obstante sus acciones más a la ambición personal que a una adhesión sincera a Vercingétorix: albergando altas ambiciones, no se habrían supeditado más que en contra de su corazón a la autoridad del jefe arverno: su ciudad, parecía auténticamente que iba a perder el primer rango que César le había dado.
Después del principio del sitio de Alesia, Viridómaro fue elegido por la asamblea de los jefes galos rebeldes para dirigir el ejército de ayuda con Comio el atrebate, Vercasivelono un arverno y el heduo Eporédorix.Se encuentran entonces, según César, a la cabeza de 8.000 jinetes y 140.000 soldados de infantería reunidos en territorio heduo.
Sin embargo, el poder militar y diplomático arverno se vieron afectados por las victorias romanas unidas a la conquista de la Gallia Narbonensis entre el 124 y el 121 a.
Pero el exilio de Bituitos y de su hijo, después de la derrota del 121 a. C., tuvo indudablemente unas consecuencias políticas importantes en el corazón del pueblo arverno.