arrancada


También se encuentra en: Sinónimos.

arrancada

1. s. f. Acción de ponerse en marcha una persona, animal, vehículo o máquina, especialmente si se produce de manera brusca al ponerse verde el semáforo, la moto hizo una arrancada violenta. parada
2. Aumento repentino de velocidad en la marcha de una persona, animal, vehículo o máquina. arranque
3. NÁUTICA Velocidad elevada de un buque.
4. DEPORTES Modalidad de la halterofilia en que el levantador ha de alzar las pesas en un solo movimiento y por encima de su cabeza.

arrancada

 
f. Primer empuje de un buque, automóvil, etc., al emprender su marcha.
Acometida, embestida.
Aumento repentino de velocidad en la marcha de un buque.

arrancada

(araŋ'kaða)
sustantivo femenino
1. puesta en marcha violenta de una máquina, persona o animal arrancada de los corredores de Fórmula 1
2. embestida contra una cosa o persona arrancada de caballo
3. desplazamiento rápido y violento de una embarcación al partir o aumentar la velocidad Sorprende la arrancada del barco y su capacidad de avance con tan poco viento.
Sinónimos

arrancada

sustantivo femenino
1 empujón, arranque, viada (marina).

arrancada:

puesta en marchaarranque, aceleración,
Traducciones

arrancada

zerrissen

arrancada

déchiré

arrancada

撕裂

arrancada

撕裂

arrancada

revet

arrancada

קרוע

arrancada

torn

arrancada

SF (= arranque) → sudden start; (= aceleración) → sudden acceleration; (= sacudida) → jerk, jolt (esp LAm) (= fuga) → sudden dash, escape attempt
Ejemplos ?
La oropéndola da un denso grito de su garganta, tan musical que parece una esquirla arrancada al canto del ruiseñor, un son breve y súbito que un instante llena por completo el volumen perceptible del bosque.
-Sí. La autoridad arrancada por el terror, aunque se ejerciese bien, es viciosa en su principio, y de perjudicial ejemplo. Principatus quem metus extorsit, et si actibus vel moribuns non offendat, ipsius tamenini suit et pernitiosus exemplo.
¡Ay, mamá! ¡Mamá, papá! —lloró imperiosamente. Trató aún de sujetarse del borde, pero sintióse arrancada y cayó. —Mamá, ¡ay! Ma. .
Soy planta apenas crecida Arrancada del Oriente, Donde es perfume el ambiente, Donde es un sueno la vida: Patria que jamas se olvida!
Sólo en determinadas condiciones se convierte en capital. Arrancada a estas condiciones, no tiene nada de capital, del mismo modo que el oro no es de por sí dinero, ni el azúcar el precio del azúcar.
Y verdad es (aunque creáis dudosa) que mi imagen sentí de mí arrancada, y en ciervo toda ella transformada; tal que de selva en selva solo huía, y aún huyo, de mis perros la jauría.
Su traje era la piel arrancada a la bestia luego de atroz combate a palos y pedradas; su suprema elegancia, una capa de grasa esparcida sobre el cuerpo; su arte, un collar de dientes de fiera o un adorno de espinas de pescado.
El estudiante les correspondió de la misma manera y luego se quedó parado, leyendo la hoja de papel que envolvía el queso. Era una hoja arrancada de un libro viejo, que jamás hubiera pensado que lo tratasen así, pues era un libro de poesía.
Confieso que se me figuró el muchacho esa fruta que suelen vender en Madrid que arrancada verde aún del árbol, y madurada por el traqueteo y la prisa del viaje, tiene todo el exterior de la pasada madurez, sin haber tenido nunca la lozanía ni el sabor de la juventud y de la sazón.
Sí, como usted dice muy bien, España, como Segismundo, fue arrancada de su caverna y lanzada al foco de la vida europea, y "después de muchos y extraordinarios sucesos, que parecen más fantásticos que reales, volvemos a la razón en nuestra antigua caverna, en la que nos hallamos al presente encadenados por nuestra miseria y nuestra pobreza, y preguntamos si toda esa historia fue realidad o fue sueño".
Cuando la pobre mistress Micawber me vio entrar de luto, lo sintió muy sinceramente. Había mucha bondad en el corazón de mistress Micawber que no le había sido arrancada en el transcurso de los años.
Antes fu minguado, agora rrico so, que he aver & tierra & oro & onor, e son míos yernos ifantes de Carrión; arranco las lides cornmo plaze al Criador, moros & christianos de mí han grant pavor; alá dentro en Marruecos o las mezquitas son que abram de mí salto quiçab alguna noch ellos lo temen, ca non lo piesso yo; no los iré buscar, en Valençia seré yo; ellos me darán parias con ayuda del Criador que paguen a mí o a qui yo ovier sabor.» Grandes son los gozos en Valençia con Mío Çid el Canpeador de todas sus conpannas & de todos sus vasallos grandes son los gozos de sus yernos amos a dos, d’aquesta arrancada que lidiaron de coraçón valía de çinco mill marcos ganaron amos a dos, muchos tienen por rricos los ifantes de Carrión.