argentar

(redireccionado de argentados)
También se encuentra en: Sinónimos.

argentar

1. v. tr. Cubrir una cosa con plata argentar los cubiertos. platear
2. ARTES DECORATIVAS Adornar una cosa con plata.
3. Dar un brillo semejante al de la plata a una cosa.

argentar

 
tr. Platear.
Guarnecer [una cosa] con plata.
Dar brillo semejante al de la plata.

argentar


Participio Pasado: argentado
Gerundio: argentando

Presente Indicativo
yo argento
tú argentas
Ud./él/ella argenta
nosotros, -as argentamos
vosotros, -as argentáis
Uds./ellos/ellas argentan
Imperfecto
yo argentaba
tú argentabas
Ud./él/ella argentaba
nosotros, -as argentábamos
vosotros, -as argentabais
Uds./ellos/ellas argentaban
Futuro
yo argentaré
tú argentarás
Ud./él/ella argentará
nosotros, -as argentaremos
vosotros, -as argentaréis
Uds./ellos/ellas argentarán
Pretérito
yo argenté
tú argentaste
Ud./él/ella argentó
nosotros, -as argentamos
vosotros, -as argentasteis
Uds./ellos/ellas argentaron
Condicional
yo argentaría
tú argentarías
Ud./él/ella argentaría
nosotros, -as argentaríamos
vosotros, -as argentaríais
Uds./ellos/ellas argentarían
Imperfecto de Subjuntivo
yo argentara
tú argentaras
Ud./él/ella argentara
nosotros, -as argentáramos
vosotros, -as argentarais
Uds./ellos/ellas argentaran
yo argentase
tú argentases
Ud./él/ella argentase
nosotros, -as argentásemos
vosotros, -as argentaseis
Uds./ellos/ellas argentasen
Presente de Subjuntivo
yo argente
tú argentes
Ud./él/ella argente
nosotros, -as argentemos
vosotros, -as argentéis
Uds./ellos/ellas argenten
Futuro de Subjuntivo
yo argentare
tú argentares
Ud./él/ella argentare
nosotros, -as argentáremos
vosotros, -as argentareis
Uds./ellos/ellas argentaren
Imperativo
argenta (tú)
argente (Ud./él/ella)
argentad (vosotros, -as)
argenten (Uds./ellos/ellas)
Pretérito Pluscuamperfecto
yo había argentado
tú habías argentado
Ud./él/ella había argentado
nosotros, -as habíamos argentado
vosotros, -as habíais argentado
Uds./ellos/ellas habían argentado
Futuro Perfecto
yo habré argentado
tú habrás argentado
Ud./él/ella habrá argentado
nosotros, -as habremos argentado
vosotros, -as habréis argentado
Uds./ellos/ellas habrán argentado
Pretérito Perfecto
yo he argentado
tú has argentado
Ud./él/ella ha argentado
nosotros, -as hemos argentado
vosotros, -as habéis argentado
Uds./ellos/ellas han argentado
Condicional Anterior
yo habría argentado
tú habrías argentado
Ud./él/ella habría argentado
nosotros, -as habríamos argentado
vosotros, -as habríais argentado
Uds./ellos/ellas habrían argentado
Pretérito Anterior
yo hube argentado
tú hubiste argentado
Ud./él/ella hubo argentado
nosotros, -as hubimos argentado
vosotros, -as hubísteis argentado
Uds./ellos/ellas hubieron argentado
Pretérito Perfecto de Subjuntivo
yo haya argentado
tú hayas argentado
Ud./él/ella haya argentado
nosotros, -as hayamos argentado
vosotros, -as hayáis argentado
Uds./ellos/ellas hayan argentado
Pretérito Pluscuamperfecto de Subjuntivo
yo hubiera argentado
tú hubieras argentado
Ud./él/ella hubiera argentado
nosotros, -as hubiéramos argentado
vosotros, -as hubierais argentado
Uds./ellos/ellas hubieran argentado
Presente Continuo
yo estoy argentando
tú estás argentando
Ud./él/ella está argentando
nosotros, -as estamos argentando
vosotros, -as estáis argentando
Uds./ellos/ellas están argentando
Pretérito Continuo
yo estuve argentando
tú estuviste argentando
Ud./él/ella estuvo argentando
nosotros, -as estuvimos argentando
vosotros, -as estuvisteis argentando
Uds./ellos/ellas estuvieron argentando
Imperfecto Continuo
yo estaba argentando
tú estabas argentando
Ud./él/ella estaba argentando
nosotros, -as estábamos argentando
vosotros, -as estabais argentando
Uds./ellos/ellas estaban argentando
Futuro Continuo
yo estaré argentando
tú estarás argentando
Ud./él/ella estará argentando
nosotros, -as estaremos argentando
vosotros, -as estaréis argentando
Uds./ellos/ellas estarán argentando
Condicional Continuo
yo estaría argentando
tú estarías argentando
Ud./él/ella estaría argentando
nosotros, -as estaríamos argentando
vosotros, -as estaríais argentando
Uds./ellos/ellas estarían argentando
Sinónimos

argentar

transitivo
Traducciones

argentar

silver

argentar

argentare

argentar

VTto silver-plate
Ejemplos ?
Estaban casi terminados, faltándoles tan sólo las labradas asas, y el dios preparaba los clavos para pegárselas. Mientras hacía tales obras con sabia inteligencia, llegó Tetis, la diosa de los argentados pies.
Y enviaré a la diosa Iris al magnánimo Príamo para que vaya a las naves de los aqueos y redima a su hijo, llevando a Aquileo dones que aplaquen su enojo. Así se expresó, y Tetis, la diosa de los argentados pies, no fue desobediente.
Vibran sagradas liras que ensueña Psiquis son argentados cisnes hadas y gnomos y edenales olores, lirio y jazmín y vuelan entelechias y tiquismiquis de corales, tritones, memos y momos del horizonte lírico nieve y carmín Hasta el confín.
Llegó en esto la morena, los talares de Mercurio calzada en la diligencia de diez argentados puntos, y, viendo extinguidos ya sus poderes absolutos por el hijo de la tapia, que tendrá veces de Nuncio, si distinguirse podía la turbación de lo turbio, su ejercicio ya frustrado le dejó el ébano sucio.
Contaría el viejo lo menos setenta años, y de su sombrero de fieltro, atado con un pañuelo para que no volase, se escapaba una rueda de argentados mechones que hacían resaltar el tono cobrizo de la tez.
Los olivares se blanqueaban y se oscurecían al soplo del aire, que rizaba sus hojas de doble color; los palmerales vibraban, como si cada una de sus palmas fuese verdadera lira pulsada por el viento; serpenteaba el río entre los viñedos, dando toques argentados al oscuro follaje; los álamos se levantaban sobre los arbustos y las rotondas sobre los álamos, confundiéndose los signos de la religión y los seres de la naturaleza, cual en nuestro ser se confunden e identifican el cuerpo y el alma como si compusieran una sola sustancia.
Veíanse cruzar argentados y fantásticos peces que dejaban tras sí estela de fosforescentes chispas y desaparecían confundidos con los rieles de la luna: En la zona de sombra que sobre el azul cíe las olas proyectaba el costado de la fragata, esbozábase la informe mancha de una cuadrilla de tiburones.
Desde el amanecer, un sol de primavera rasgaba la niebla, bebiendo sus argentados jirones y barriéndolos diligente, con presteza mágica.
Sentóse Zeus en el trono; y Hera, que, por haberlo visto no ignoraba que Tetis, la de argentados pies, hija del anciano del mar con él departiera, dirigió en seguida injuriosas palabras a Jove Cronión: —¿Cuál de las deidades, oh doloso, ha conversado contigo?
Mi madre, la diosa Tetis, de argentados pies, dice que el hado ha dispuesto que mi vida acabe de una de estas dos maneras: Si me quedo a combatir en torno de la ciudad troyana, no volveré a la patria, pero mi gloria será inmortal; si regreso perderé la inclita fama, pero mi vida será larga, pues la muerte no me sorprenderá tan pronto.
Respondióle Tetis, la de los argentados pies: — Sí, hijo, es justo, y no puede reprobarse que libres a los afligidos compañeros de una muerte terrible; pero tu magnífica armadura de luciente bronce la tienen los teucros, y Héctor, el de tremolante casco, se vanagloria de cubrir con ella sus hombros.
Así le dijo: —Ven, Tetis, pues te llama Zeus, el conocedor de los eternales decretos. Respondióle Tetis, la diosa de los argentados pies: — ¿Por qué aquel gran dios me ordena que vaya?