ardor


También se encuentra en: Sinónimos.

ardor

1. s. m. Sensación de calor muy intensa le abrumaban los ardores del verano. ardentía
2. Sentimiento experimentado al exaltarse o encenderse afectos y pasiones los ardores del joven se escapaban por su mirada.
3. Entusiasmo y viveza en el obrar se expresa con gran vehemencia y con mucho ardor. calor frialdad
4. Resplandor, brillo intenso.
5. ardor de estómago Acidez de estómago.
6. en el ardor de loc. adv. En el punto más intenso y vivo de una acción abandonó la conversación en el ardor de la disputa.

ardor

 
m. Calor grande.
fig.Brillo, resplandor.
fig.Viveza, eficacia, intrepidez.
fig.Ansia, anhelo.
fig.Ardimiento.
fig.Deseo.

ardor

(aɾˈðoɾ)
sustantivo masculino
1. calor intenso el ardor de las llamas
2. sensación de calor en el cuerpo el ardor de una herida
ardor producido por exceso de ácido en el estómago La leche calma el ardor de estómago.
3. exaltación de los afectos y las pasiones el ardor juvenil
4. frialdad energía y fuerza en las acciones y las palabras Se expresa con ardor.
Traducciones

ardor

ardeur

ardor

Brennen

ardor

branden

ardor

حرق

ardor

燃烧

ardor

燃燒

ardor

SM
1. (= calor) → heat
2. (Med) ardor de estómagoheartburn
3. (= fervor) → ardour, ardor (EEUU), eagerness; (= bizarría) → courage, dash; [de argumento] → heat, warmth
en el ardor de la batallain the heat of battle

ar·dor

m. ardor, burning feeling;
___ en el estómagoheartburn.

ardor

m (sensación) burning, burning sensation; Siento ardor en los pies.. I feel burning in my feet.
Ejemplos ?
16 En las alfombras de mi Arabia tersa paso las noches con mi ardor en loto y en disciplinas del amor me exploto hasta sangrarme la canción adversa.
Entre tanto, en el ardor de la lucha, se va abriendo una sima al parecer incolmable para separar a los orientales que forman en cada núcleo.
-Si tal es en general el amor, ¿cuál es el acto particular en que el buscar y perseguir con ardor lo bueno toma el nombre de amor?
En el recuento de pasadas lumbres cae disecado el higuerío de un beso sin más efrit que las incertidumbres encadenadas a mi ardor obseso.
El placer para tus ganas amorosas, el descanso voluptuoso para tus cansancios; el ardor supremo para tus frialdades; la ardiente flama que te abrase y que me abrase...
Aristodemos omitió los de otros que había olvidado y habló de Pausanias, que dijo así: «No apruebo, Phaidros, la simple proposición que se ha hecho de elogiar al ardor.
Pareciera que la neblina bochornosa de esa mañana se esfumara en convulsiones tanáticas y dejara latente el pánico reprimido de las multitudes que caminan, como sin saber a dónde, llevando egoístas sus propios intereses endeudados y nada más, aislándose en su terror a perderse en la nada. Deseo de sobrepasar los qué dirán. Ardor inútil por vivir en el olvido de su muerte.
Una vez hecha esta división, cada mitad trató de encontrar aquella de la que había sido separada y cuando se encontraban se abrazaban y unían con tal ardor en su deseo de volver a la primitiva unidad, que perecían de hambre y de inanición en aquel abrazo, no queriendo hacer nada la una sin la otra.
2 Pajarito, delicias de mi niña, con el que jugar, que en el seno tener, al que la yema del dedo dar, que la apetece, y suele incitar a acres mordiscos, cuando por la nostalgia mía esforzada, a un amado no sé qué gusta de jugar, y consuelito de su dolor, creo que para que entonces su grave ardor se aquiete: contigo jugar, como tú misma, pudiera yo, y los tristes cuidados de mi ánimo aliviar.
Además, Sócrates, cometes una acción injusta entregándote tú mismo, cuando puedes salvarte, y trabajando en que se realice en ti lo que tus enemigos más desean en su ardor por perderte.
CUANDO RECUERDO LOS PENOSOS DIAS Cuando recuerdo los penosos dias En que agitado de mi amor reciente, Decirlo quise para que mi amada Correspondiese; Cuando a mis ojos se presenta el cuadro De los pesares con que crudamente Me ha perseguido, ya que mi amor dije, Mi infausta suerte. Yo no se como todavia el pecho No ha escarmentado; todavia quiere, Aun late obstinado y perpetua Su ardor perenne.
Conservadlo siempre puro, moral y justiciero; no desfallescais en esta grande obra que iniciais llena de fe y de entusiasmo, y si alguna vez necesitáis la ayuda de un hombre joven de largas barbas, pronunciad mi nombre, y correré presuroso a ocupar mi puesto con el ardor, la fe y la esperanza de los primeros añios!