aquilón


También se encuentra en: Sinónimos.

aquilón

(Del lat. aquilo.)
s. m. METEOROLOGÍA Viento del norte.
Sinónimos

aquilón

sustantivo masculino
1 viento, norte, septentrión, bóreas, cierzo, tramontana, matacabras.
Matacabras se utiliza si el viento es fuerte y frío.
Traducciones

aquilón

aquilone

aquilón

SM (poét) (= viento) → north wind; (= norte) → north
Ejemplos ?
Hoy en los climas de la triste Europa Del aquilón el soplo enfurecido Su vida y su verdor quita a los campos, Cubre de nieve la desnuda tierra, Y al hombre yerto en su mansión encierra.
Su símbolo es el mirto, que el aquilón no troncha; su carro de batalla la nacarada concha; sus invencibles armas las flechas del Amor.
35 Y el jefe de la casa del padre de las familias de Merari, Suriel hijo de Abihail: acamparán al lado del tabernáculo, al aquilón.
Santo Tomás por su parte, en el capítulo 27 de su comentario sobre Job, a propósito del pasaje en que se dice que extiende el Aquilón sobre el vacío, y suspende la tierra por encima de la nada, señala que la Escritura llama vacío y nada al espacio que abarca y rodea a la Tierra, respecto del que sabemos, por nuestra parte, que no está vacío, sino lleno de aire.
Este movimiento parece efectuarse en la porción superior del globo del Sol, está inclinado hacia el mediodía y, por tanto, hacia la porción inferior, y se inclina hacia el Aquilón, exactamente del mismo modo como lo hacen las revoluciones de todos los planetas.
Guarnecido debía llevar el pecho de roble y triple cota de bronce quien osó el primero lanzarse en frágil navío al piélago irritado, sin temer la lucha violenta del Ábrego con el frío Aquilón, las tristes Híadas, ni la rabia del Noto, árbitro el más poderoso del Adriático, ya quiera sublevar o calmar sus olas.
De fuerza lleno, En el triste horizonte nebuloso, Tiende sus alas aquilón fogoso, Y las bate: la vela estremecida Cede al impulso de su voz sonora, Y cual flecha del arco despedida, Corta las aguas la inflexible prora.
Salta la nave, como débil pluma, Ante el fiero aquilón que la arrebata Y en torno, cual rugiente catarata, Hierven montes de espuma.
Conozco de tus pasos las invisibles huellas del repentino trueno en el crujiente son, las chispas de tu carro conozco en las centellas, la aliento en el rugido del rápido Aquilón.
El Aquilón soberbio Bramando con furor amontonara Inmensidad de nubes tempestuosas, Que con su multitud y su espesura La brillantez del sol oscurecieron: Cuando sus senos húmedos abrieron El espumoso mar se vio aumentado, Y entrando por la tierra presuroso, Imaginó gozoso A su imperio por siempre sujetarla.
14 Y será tu simiente como el polvo de la tierra, y te extenderás al occidente, y al oriente, y al aquilón, y al mediodía; y todas las familias de la tierra serán benditas en ti y en tu simiente.
25 La bandera del ejército de Dan estará al aquilón, por sus escuadrones: y el jefe de los hijos de Dan, Ahiezer hijo de Amisaddai; 26 Y su hueste, con los contados de ellos, sesenta y dos mil y setecientos.