aplicador

Traducciones

aplicador

applicatore

aplicador

A. ADJapplicator antes de s
B. SMapplicator

aplicador

m. applicator;
___ de algodóncotton ___.

aplicador

m applicator, swab; — de algodón cotton applicator o swab
Ejemplos ?
La gama se amplió a gomas de borrar, y en el año 2000, el aplicador de espuma nueva se ha adaptado a todas las botellas de líquidos de corrección.
Al igual que el lápiz labial, su formato puede distribuirse en varios formatos: pequeñas botellas cilíndricas con un aplicador redondeado en la punta, con una punta en forma de pequeño pincel o un tubo pequeño para realizar la aplicación utilizando la punta de la yema de los dedos.
Un pincel (que más tarde fue sustituido por un aplicador de espuma) se adjunta a la tapa, de modo que cuando se cierra la botella, el cepillo se sumerge en el Tipp-Ex.
El interés de distinguir y constituir una "profesión" llamada comunicólogo está precisamente en las mejores posibilidades de intervención en el dominio de la comunicación, como alguien que mira de manera integral y orienta los procesos comunicativos y no como una aplicador múltiple de técnicas.
En el lóbulo de la oreja (más común en ancianos) La depilación con cera se puede aplicar mediante bandas, con espátula o con un aplicador roll-on.
Si después de una primera ingesta de algún medicamento que contenga fentanilo (Actiq, Abstal, Fentora...) se sigue teniendo dolor, los médicos especialistas pueden recomendar una segunda toma de pastillas con aplicador unos quince minutos después de la finalización de la primera dosis (en caso de "Actiq") o media hora en caso de Abstal o Fentora.
Se pueden clasificar según su desarrollo galénico, donde principalmente encontramos los comprimidos sublinguales, las dosis con aplicador, los parches transdérmicos y las soluciones para pulverización nasal.
Se comercializa en comprimidos de 50,100,200,300,400,500,600, u 800 microgramos. Actiq: El formato en que se vende es a modo de “chupachup”, una dosis de fentanilo con un aplicador.
Existen quitamanchas industriales que se comercializan en diversas composiciones y formatos. En función de la marca, se puede conseguir en forma de aplicador, en pistola, en aerosol o, incluso, en toallitas impregnadas.
El tubo moderno y el cepillo aplicador no aparecieron hasta el año 1957, cuando fue introducido al mercado por la empresaria Helena Rubinstein.
Los aplicadores no son radiactivos y son típicamente agujas o catéteres de plástico. El tipo específico de aplicador utilizado dependerá del tipo de cáncer a tratar y las características del tumor.
Las grapas más comunes son la grapa Filshie, que está hecha de titanio, y la grapa Wolf (también llamada Clip de Hulka), hecha de plástico. Las grapas son fáciles de usar, pero cada tipo requiere un aplicador especial.