antifúngico

(redireccionado de antifúngicos)
Traducciones

antifúngico -ca

adj & m antifungal
Ejemplos ?
En el caso del itraconazol, este extremo es muy lipofílico, lo que origina enlaces fármaco-citocromo muy estables, y explica la mayor especificidad por los hongos de este fármaco comparado con otros antifúngicos azólicos (y por tanto, la menor incidencia de reacciones adversas al medicamento).
Más recientemente, las cucurbitacinas han recibido mucha atención debido a sus propiedades antitumorales, y su toxicidad diferencial hacia las líneas celulares de tumores renales, cerebrales, y melanomas; su inhibición de la adhesión celular, y sus posibles efectos antifúngicos.
Algunas variedades han sido modificadas genéticamente, logrando una mayor resistencia a las plagas (por ejemplo interviniendo sobre genes antifúngicos como el gen J1 de Capsicum annuum que codifica para una defensina); o también mejorando y acelerando los procesos de nueva hibridación, o, por medio de la infección con Agrobacterium tumefaciens - que es un vehículo óptimo para operaciones de ingeniería genética, transferir genes foráneos que codifican la resistencia a insectos, hongos, ciertos tipos de virus o a la sequía.
La mayoría de los tratamientos sistémicos son o con medicamentos antifúngicos, tales como la terbinafina y el itraconazol, o tópicos, tales como las pinturas de uñas que contienen ciclopirox (ciclopiroxolamina) o amorolfina.
Hipotetizando que el Morgellons es resultado de un proceso infeccioso, algunos médicos relacionados con la MRF recomiendan el uso de antibióticos, antifúngicos, antiparasitarios, suplementos herbales y terapia lumínica para su tratamiento.
Fluconazol oral se administra entonces por seis a ocho meses o más. Los antifúngicos solos son, a menudo, insuficientes para la cura de las infecciones por C.
La fosfomanosa isomerasa podría resultar útil en el desarrollo de nuevos tratamientos antifúngicos, ya que la falta de actividad PMI en células de levaduras tiende a producir lisis de las mismas, por lo que la enzima podría utilizarse como diana para la inhibición.
El Streptomyces es un microorganismo importante en el campo de la medicina moderna y actual, dada la factibilidad de obtener a partir de él antibióticos, entre ellos, agentes antibacterianos muy conocidos como la tetraciclina, la eritromicina, la rifampicina o la kanamicina, antifúngicos como la nistatina, y agentes antitumorales, antihelmínticos e inmunosupresores, entre otros.
Debido a ello podemos encontrar resistencia cruzada con los otros antifúngicos del grupo (Nistatina y anfotericina B, fundamentalmente).
En clínica se utiliza por vía oral para erradicar candidiasis digestivas, mientras que de forma tópica se utilizan óvulos de tricomicina para el tratamiento de vaginitis originadas por cándidas o tricomonas. En general las mismas de otros antifúngicos poliénicos.
Antihelmínticos: Tiabendazol, Mebendazol. Antifúngicos: clotrimazol, miconazol, econazol, ketoconazol, butoconazol, oxiconazol, sulconazol, bifonazol, tioconazol, fluconazol e itraconazol como más importantes.
El isoconazol, al igual que otros derivados del imidazol, interactúa con los sistemas enzimáticos dependientes del citocromo P450, lo que interfiere el metabolismo del lanosterol (dificulta la 14-desmetilación) llevando a una disminución del ergosterol y, de forma secundaria, a un acúmulo de esteroles anómalos (esteroles 14-alfa-metilados). Fortún Abete, J. Antifúngicos: azoles, imidazoles,triazoles Medicine 1998; 7(91): pg.