Ejemplos ?
Pythium, como otros géneros de la familia Pythiaceae, se caracterizan por la producción de hifas cenositicas (sin septos). Oogonia. Generalmente contienen una única oospora. Anteridio. Contienen un anteridio alargado.
El huevo, y después de la fecundación, el embrión, están protegidos por una estructura multicelular del gametofito llamada arquegonio. Los anterozoides (esperma) provienen de una estructura multicelular del gametofito: el anteridio.
El gametocito femenino protrude del megaesporo y sostiene de uno a varios arquegonios, cada uno conteniendo un solo huevo. El microesporo forma un gametofito femenino con un solo anteridio que producirá ocho espermios nadantes (Scagel et al.
Las plantas macho desarrollan sólo una hoja microscópica alrededor de cada anteridio, y las plantas femeninas producen sólo tres o cuatro pequeñas hojas sin color alrededor de cada arquegonio.
Los órganos reproductivos de las carales tienen la mayor aproximación a las briofitas, tal como se ve en el órgano femenino (ovogonia), en la complejidad del órgano masculino (anteridio), en el huevo fertilizado (cigoto), el cual es muy resistente a condiciones adversas de sequedad y frío; y en las esporas, que nunca son flageladas como en las plantas terrestres.
Sobre él se desarrollaran las estructuras que contienen las gametas: los gametangios masculinos son los anteridios, y los femeninos son los arquegonios. El anteridio se abre y la gameta nada (el medio es muy húmedo) hacia la gameta femenina, que está quieta.
En presencia de agua, el esperma nada desde el anteridio hasta la arquegonio y tiene lugar la fecundación, que resulta en la producción de un esporofito diploide.
Cuando las condiciones climáticas empeoran para el protista, se forman los gametangios a partir del micelio: se diferencian el oogonio femenino y el anteridio masculino, produciéndose por tanto la fase de reproducción sexual.
Un núcleo meiótico del anteridio fecundará a una ovocélula dentro del oogonio y resultará una oospora de estructura resistente, con pared gruesa, que pasa el invierno en el suelo o dentro del huésped.
En presencia de agua, el gameto masculino nada desde el anteridio hasta la arquegonio y tiene lugar la fecundación, que da como resultado la producción de un esporofito diploide.
Existen gametangios en donde no hay diferencia entre el femenino y el masculino, se nombran luego como + y –, aunque el ascogonio (femenino) es más grande que el anteridio (masculino).
El proceso se resume así: - El núcleo en el anteridio pasa al ascogonio por la tricogina, - Como no hay cariogamia se forman pares de núcleos, - Divisiones conjugadas (mitosis).