animista

animista

1. adj. RELIGIÓN Que tiene relación con el animismo algunas tribus son animistas.
2. s. m. y f. RELIGIÓN Persona o pueblo que profesa esta creencia.

animista

 
adj.-com. Díc. de la persona que profesa el animismo (doctrina).
adj. Díc. de la persona o pueblo que profesa el animismo (mentalidad).
Traducciones

animista

animistischen

animista

animistic

animista

אנימיסטי

animista

animistiska

animista

A. ADJanimistic
B. SMFanimist
Ejemplos ?
El 62% de la población es católica, el 8% es musulmana y el porcentaje restante es animista o pertenece a otras religiones cristianas.
Este hecho ha creado una tensión constantemente creciente en los años recientes, especialmente ya que la mayoría de estos trabajadores son musulmanes mientras la población de origen nativo es en gran parte cristiana (principalmente católicos) y animista.
En el norte de Pakistán hay muchas fortalezas viejas, obras arquitectónicas antiguas y los valles de Hunza y Chitral, hogar de la pequeña comunidad pre-islámica y animista de los Kalasha, reputados como descendientes de Alejandro Magno.
Junto a él había una religiosidad animista que sacralizaba ciertos lugares, fundamentalmente roques y montañas (El Teide en Tenerife, Idafe en La Palma o Tindaya en Fuerteventura).
Esta era esencialmente de tipo animista (consideraban sagrados ciertos fenómenos naturales), pero también politeísta pues tenían una gran cantidad de dioses.
Santo patrón o santo patrono, en la Iglesia católica y en las iglesias ortodoxas Patrón o Divinidad tutelar, espíritu o deidad a cargo de ser guardián, patrón o protector de un lugar particular, accidente geográfico, persona, linaje, nación, cultura o profesión en la religión politeísta o animista.
Ya que las dos diosas más importantes tomadas de los etruscos fueron Minerva la diosa de la sabiduría y Laverna, de la que hablaré posteriormente, ninguna de ellas es animista.
Ahora bien, esta suposición de que el rey Numa fue el creador del culto, se basa en que él fue quien creó el Pontificado y algunas reformas importantes a la naciente religión, teoría que personalmente apoyo entre otras razones porque fue precisamente en esos momentos en que los dioses romanos eran de corte animista y Furrina, sin lugar a dudas, lo es.
Esta dicotomía se explica por la existencia de un arte oficial, al servicio del reino, capaz de alcanzar altas cotas de perfección, frente a artistas no cortesanos, más libres pero ligados a los modelos ancestrales de religión animista de las tribus.
Cristianismo – 80% Protestantismo – 42% Iglesia Baptista – 9% Iglesia Metodista – 5% Igresia Luterana – 4% Otras afiliaciones protestantes – 24% Catolicismo – 31% Mormonismo – 6% Otras afiliaciones cristianas – 1% Otras religiones – 2% Religiones nativas – 2% No religiosos – 18% Las primeras religiones de Arizona fueron las creencias sagradas y las prácticas de los indios, que tenían un carácter animista.
El teólogo protestante alemán Rudolf Otto utilizó la palabra numen para describir al ser sagrado supremo a quien todas las religiones tienden a intentar conocer y el que generó el primer sentimiento religioso por medio de experiencias religiosas o hierofanías. Aunque el origen de la palabra romana no indica una fase predeistica animista basada en el numen/maná en la cultura romana.
Hacia el año 1000, una princesa no cristiana (tal vez judía, o quizá animista), llamada Judith, Guedit o Esato, venció al último de los reyes de Aksum, aniquilando a toda la familia real (según la leyenda, se salvó el heredero, que luego restauraría la dinastía), y persiguió ferozmente a los cristianos.