angustiarse


Búsquedas relacionadas con angustiarse: angustioso

angustiarse

(angusˈtiaɾse)
verbo pronominal
sentir temor, intranquilidad Se angustió porque no tenía noticias de su hijo.
Traducciones

angustiarse

angosciare, trepidare

angustiarse

vr. to be distressed, to feel anguish.
Ejemplos ?
Al ocurrir el estadio del espejo el infante deja de angustiarse de sumo grado ante la ausencia de la madre, pasando a poder regocijarse percibiéndose reflejado, y, sobre todo, dotado de unidad corporal, de un cuerpo propio (al que identificará con "su" yo).
Charlie trató de iniciar una relación con Amita una vez más, aunque la oferta de trabajo de esta en la Universidad Harvard ha colado esta posibilidad y le ha hecho angustiarse durante algún tiempo.
Al creer que la vida debe ser fácil y placentera abandona sus proyectos personales o ciertas situaciones por no saber como conducirse sin angustiarse.
En la cotidianidad el Dasein se pierde por completo en lo ente y la angustia queda oculta; pero, sólo entonces, al Dasein se le revelará su finitud más propia. ¿Cómo llega a angustiarse el Dasein?
El hombre puede angustiarse por esto o por aquello, pero, desvanecidas estas particularidades, la existencia continúa angustiada.
36 Entonces llegó Jesús con ellos á la aldea que se llama Gethsemaní, y dice á sus discípulos: Sentaos aquí, hasta que vaya allí y ore. 37 Y tomando á Pedro, y á los dos hijos de Zebedeo, comenzó á entristecerse y á angustiarse en gran manera.
32 Y vienen al lugar que se llama Gethsemaní, y dice á sus discípulos: Sentaos aquí, entre tanto que yo oro. 33 Y toma consigo á Pedro y á Jacobo y á Juan, y comenzó á atemorizarse, y á angustiarse.
CON EL ARTIFICIO DE CREAR SIGNOS, DECIDIÓ ACOMPAÑARSE DE UN ENGAÑO QUE LO PROTEGIERA E INVENTÓ DIOSES A LA IMAGEN Y SEMEJANZA DE LO QUE COMÍA, DE LO QUE BEBÍA, PARA ESCLAVIZARSE Y LUEGO LIBERARSE Y ENSEGUIDA QUEDARSE SOLO OTRA VEZ Y DESPUÉS, ANGUSTIARSE CON SUS IMAGINARIOS Y ESTUDIAR EL PORQUÉ DE SUS NEUROSIS Y...
25 Hoy comenzaré á poner tu miedo y tu espanto sobre los pueblos debajo de todo el cielo, los cuales oirán tu fama, y temblarán, y angustiarse han delante de ti.
Durante este tiempo, Enriqueta empezó a angustiarse cuando su hermano Enrique, duque de Gloucester, murió de viruela en septiembre de 1660.
Al abordar los pasajes más oscuros de la obra, sostenía que «con el sentido, es preferible angustiarse poco que mucho», por lo que animaba al lector a «seguir leyendo, preferiblemente en voz alta, para así hallar el sentido a través de la propia lectura».