angustiado


También se encuentra en: Sinónimos.

angustiado, -da

 
adj. Acongojado, afligido.
Codicioso, apocado, miserable.

angustiado, -da

(aŋgus'tjaðo, -ða)
abreviación
que manifiesta intranquilidad y preocupación Se siente angustiado por los conflictos en su familia.

angustiado, -da

(angusˈtjaðo, -ða)
abreviación
1. persona que está intranquila, nerviosa o asustada Está angustiada por la enfermedad de su padre.
2. calmoso que es característico de estas personas una mirada angustiada

angustiado, -da

(aŋgus'tjaðo, -ða)
abreviación
que manifiesta intranquilidad y preocupación Se siente angustiado por los conflictos en su familia.

angustiado, -da

(angusˈtjaðo, -ða)
abreviación
1. persona que está intranquila, nerviosa o asustada Está angustiada por la enfermedad de su padre.
2. calmoso que es característico de estas personas una mirada angustiada
Sinónimos
Traducciones

angustiado

ADJ
1. (= asustado) [persona] → distressed; [expresión, mirada] → anguished
están muy angustiados por la desaparición de su hijathey are very distressed about their daughter's disappearance
recordaba el rostro angustiado de su familiaI recalled the anguished look o look of anguish of their family
nos hizo una súplica angustiadahe let out an anguished plea
2. (= preocupado) → anxious
está angustiado por no tener trabajohe is very worried o he is anxious about not having a job
3. (= avaro) → grasping, mean

angustiado-a

a. distraught, distressed.
Ejemplos ?
Y los ayes que exhala en su despecho el angustiado mozo, estremeciendo el cóncavo y estrecho y oscuro calabozo, llegan del carcelero hasta el oído, que a su voz suspirando estremecido compadece su afán desde su lecho.
– Bien –dijo Sir John–, si estás tan angustiado puedes hablar con nuestro párroco; es un hombre justo, respeta el honor de nuestra familia y además creo que quiere conseguir mi protección.
Lombay en su puesto, inmoble, sin mover los labios reza, cuando de la regia estancia abren las doradas puertas. Era el doctor Villalobos, a quien con temor se acerca, preguntándole angustiado si alguna esperanza queda.
Podía, pues, relatar que el diablo le gritaba: «¡Ya eres nuestro; ya te hemos cogido!», y que después advertía un olor a pez y azufre y se sentía arder. Este sueño le hacía siempre despertar angustiado, hasta el punto de que le era imposible pronunciar palabra.
Y tú, contrabandista, tú que vives en la zozobra, expuesto a que te descubran y te aprisionen, y te despojen de tu angustiado haber; tú que pasas las noches en los barrancos, bajo la llovizna o los insectos: tú que eres tan atrevido y valeroso; tú que eres tan hombre, ahora que ya sabes que el aguardiente es ruina, dolor y sangre, arrojarás los cacharros de la destilación, y vendrás con nosotros al trabajo sereno y ostensible, y más que nosotros gozarás del fruto de tu esfuerzo, porque más que nadie tienes energía y valor.
Por un momento abandonó su tarea; dejó enfriarse la trucha sobre la servilleta de encaje y la enorme fuente pescadera de plata, y pidió noticias, angustiado, transido.
Era y es de ruin fachada: de mezquino aspecto por fuera, de angustiado portal, fétido y húmedo; pero si se ascendía la escalera negruzca y se lograba cruzar la segunda puerta, recia y resguardada interiormente por fuertes cerrojos, que daba acceso a la vivienda, se comprendía desde el primer instante que ésta no era ni reducida ni muy pobre.
(78) El cabello desceñido, Por las mejillas el llanto, En su angustiado quebranto Es el angel del dolor. Sobre el lecho de la muerte El triste poeta gime, La ardiente fiebre le oprime Con fuego devorador.
Vargas lo mira, y no alienta; mas tras de breve silencio rompe al cabo, y le pregunta con un angustiado esfuerzo: «¿Dónde está?» Quedose helada su lengua.
Quijote! -gritó la chusma por cuya moralidad volvía angustiado Avecilla. Pepita había vuelto la cara con asco y sin remilgos; en el rostro de doña Petra había una sonrisa triste y amarga, pues en el fondo se reconocía culpable.
Parí un hijo ilustre, fuerte e insigne entre los héroes, que creció semejante a un árbol; le crié como a una planta en terreno fértil y lo mandé a Ilión en las corvas naves para que combatiera con los teucros, y ya no le recibiré otra vez, porque no volverá a mi casa, a la mansión de Peleo. Mientras vive y ve la luz del sol está angustiado, y no puedo, aunque a él me acerque, llevarle socorro.
Mil veces quiso de su escucha en tanto su secreto romper sin miramiento; mil veces, al oír de Valentina el angustiado acento, su corazón anduvo entre el miedo y la cólera indeciso, y al jardín de saltar tentado estuvo, la mansión asaltando de improviso.