anís


También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con anís: anís estrellado

anís

(Del cat. anís < lat. anisum < gr. anison.)
1. s. m. BOTÁNICA Planta umbelífera, anual, de flores pequeñas y blancas, que produce unas semillas menudas, empleadas como condimento en confitería y para aromatizar ciertos licores.
2. BOTÁNICA Semilla de esta planta.
3. Aguardiente anisado.
4. Grano de anís recubierto de azúcar o cualquier confitura menuda.
5. COCINA Esencia fabricada con las semillas, empleada para aromatizar licores y perfumes y condimentar alimentos.
6. anís estrellado o de China COCINA Semillas del badián usadas como condimento. badiana
7. no ser grano de anís Se emplea para señalar la importancia o gravedad de algo.
NOTA: Nombre científico: (Pimpinella anisum.)

anís

 
m. bot. Planta de la familia umbelíferas (Pimpinella anisum), de flores pequeñas y blancas y frutos menudos, aromáticos y de sabor agradable. Grano de anís con baño de azúcar.
Anisado (aguardiente).

anís

(a'nis)
sustantivo masculino
1. botánica planta umbelífera de tallo ramoso, flores blancas y semillas aromáticas El anís es originario de Oriente y los árabes lo llevaron a España.
2. culinario semilla aromática y pequeña de esta planta usada en gastronomía El anís se usa como especia en panadería y repostería.
3. bebida alcohólica producida con esta semilla El licor de anís seco tiene poco azúcar.
4. grano de esta semilla confitado Luego sirvieron bombones multicolores de anís.
fruto de la badiana de China similar al anís en su sabor El anís estrellado es útil para tratamientos digestivos.
Sinónimos

anís

sustantivo masculino
1 (planta y semilla) matalahúga, matalahúva.

anís estrellado sustantivo masculino badiana.

anís:

ojénanisado, anisete, matalauva,
Traducciones

anís

анасон

anís

anís

anís

bedrník anýz, anýz

anís

Anis

anís

anizo

anís

anisruoho, anis

anís

anis, anis vert

anís

anis

anís

ánizs

anís

アニス, アニシード

anís

anyžinė ožiažolė

anís

biedrzeniec anyż, anyż

anís

janež

anís

anis, anisfrö

anís

anason

anís

anisfrø

anís

아니스의 열매

anís

เทียนสัตตบุศย์

anís

hạt hồi

anís

אניס

anís

SM
1. (Bot) → anise, aniseed
2. (= bebida) → anisette
estar hecho un anís (Andes) → to be dressed up to the nines
llegar a los anises (Andes) → to turn up late
3. (Andes) (= energía) → strength, energy
Ejemplos ?
Pensó este que aquello del infierno era muy verosímil. Pidió otra media copa de anís del Mono, y se abismó en reflexiones religiosas.
El anís ha de blanquear en sus flores circulares...
-exclamé yo muy serio, acordándome de lo que había gastado en los tres días del último carnaval de mi vida de estudiante-. ¡Ahí era un grano de anís!...
No gran lo que llevaron, lo que quemaron en seguida: solamente resina, solamente resina superfina, con anís silvestre, quemaron ante los dioses.
La cerveza alemana era entonces muy estimada, y la había de muchas clases: de Brema, de Prüssinger, de Ems, sin faltar la de Brunswick. Vendían luego una gran variedad de especias: azafrán, anís, jengibre y, especialmente, pimienta.
Y hago esta salvedad digna de un lego confitado, no tanto en descargo de mis culpas, que no son pocas, y de mi conciencia de narrador, que no es grano de anís, cuanto porque esa es gente de mucha enjundia con la que ni me tiro ni me pago, ni le debo ni le cobro.
Son grandes estadistas de la vida, cobardes en extremo; tienen rufianes que riñan sus pendencias y los saquen de afrentas; rinden vasallaje de miedo a los desalmados y zaínos; sus fiscales tratan con matusalenes, a quien estafan; son amigos de olor, comen anís; juran «a fe de hidalgo», «a fe de quien soy» y «como quien soy».
Sin saber por qué, prefería los romances agudos, porque el recurso de los verbos en infinitivo (si era en a, e o i el romance) le parecía muy útil, y cuando no bastaba eso, valía aquello de: Zas, ya, ¡tras!, ¡ah!, ¡quia!, ¡voto va!, pues, ¡eh!, ¡pardiez!, en fin, grano de anís, ¡por San Gil!, y otras interjecciones y frasecillas por el estilo.
Interpretando las sonoridades de los metales de la orquesta como explosiones de la furiosa pasión de Hernani, claro está que habían de parecerme grano de anís los inconvenientes que me impedían formalizar mi trueque de ojeadas con la linda niña de la platea.
Cuando llegaron a la barra, esto es, a la entrado del río, empezó el patrón a cobrar el pasaje a los que venían en el barco; y cuando llegó al galleguito, le dijo este: -Patrón Lechuja, allá va una copliña. Y empezó a cantar: ::Si foras a la miña terra ::y preguntaren por mí, ::eu dices que estoy en Cádiz ::vendiendo ajua e anís.
Impuso silencio y habló de esta suerte: -Yo tengo en Chinchón un excelente amigo, llamado don Arturo González, el cual es tan profundo sociólogo como hábil fabricante o cosechero de aguardiente de anís doble.
Yo no entiendo más pasión ni más requiebros ni amores, que respirar los olores de jinebra un güen porrón. ¡Ella pa mí es la razón! ¡y el anís el sentimiento! ¡el licor es mi lamento!