amargo

(redireccionado de amargas)
También se encuentra en: Sinónimos.

amargo, a

1. adj. Que tiene un sabor parecido al de la quinina o la hiel, considerado, por lo general, desagradable almendras amargas; pepino amargo. acerbo, acre
2. Que causa o implica aflicción o disgusto pasó por un trance amargo después de la operación. penoso
3. Que está triste o disgustado. alegre
4. s. m. Amargor, sabor parecido al de la quinina o la hiel.
5. Sustancia que tiene este sabor.
6. Dulce seco de almendras amargas. amarguillo
7. Licor fabricado con almendras amargas.

amargo, -ga

 
adj. Que amarga.
fig.Que causa aflicción o disgusto.
Que está afligido o disgustado.
m. Amargor.
Dulce compuesto con almendras amargas.
Licor confeccionado con almendras amargas.

amargo, -ga

(aˈmaɾγo, -γa)
abreviación
1. dulce que tiene un sabor como el del té o el café almendras amargas
2. que causa tristeza o enojo una amarga despedida
3. alegre que expresa tristeza o enojo palabras amargas

amargo


sustantivo masculino
licor de almendras amargas El abuelo tomaba una copa de amargo antes de dormir.

amargo, -ga

(a'maɾγo, -γa)
abreviación
1. sabor dulce que es como el de la hiel y resulta desagradable una infusión amarga
aceptar un disgusto de manera estoica Le tocó tragar amargo frente a su jefe.
2. que muestra o expresa tristeza o disgusto Su sentido del humor era amargo y oscuro.
3. que es áspero o desagradable Era amargo en su trato con desconocidos.

amargo, -ga

(aˈmaɾγo, -γa)
abreviación
1. dulce que tiene un sabor como el del té o el café almendras amargas
2. que causa tristeza o enojo una amarga despedida
3. alegre que expresa tristeza o enojo palabras amargas

amargo


sustantivo masculino
licor de almendras amargas El abuelo tomaba una copa de amargo antes de dormir.

amargo, -ga

(a'maɾγo, -γa)
abreviación
1. sabor dulce que es como el de la hiel y resulta desagradable una infusión amarga
aceptar un disgusto de manera estoica Le tocó tragar amargo frente a su jefe.
2. que muestra o expresa tristeza o disgusto Su sentido del humor era amargo y oscuro.
3. que es áspero o desagradable Era amargo en su trato con desconocidos.
Traducciones

amargo

горчив

amargo

amarg

amargo

bitter

amargo

bitter

amargo

kitkerä, karvas

amargo

amer, âcre

amargo

amarulentus

amargo

bitter

amargo

bitter

amargo

gorzki

amargo

horký

amargo

bitter

amargo

amargo

amargo

مُرّ

amargo

hořký

amargo

oštar

amargo

にがい

amargo

amargo

ขม

amargo

acı

amargo

quyết liệt

amargo

激烈的,

amargo

amargo

/a
A. ADJ
1. [sabor] → bitter, tart
más amargo que tueras; más amargo que la hielterribly bitter
2. (fig) (= apenado) → bitter, embittered
3. (Cono Sur) (= cobarde) → cowardly (Caribe) (= poco servicial) → unhelpful, offhand
B. SM
1. [de sabor] → bitterness, tartness
2. amargos (= licor) → bitters
3. (Cono Sur) (= mate) → bitter tea bitter Paraguayan tea
C. SM/F (Cono Sur) [de mal genio] → grouch; (= vago) → shirker, skiver

amargo-a

a. bitter.

amargo -ga

adj bitter
Ejemplos ?
Elvira y Felipe derramaban entonces lágrimas amargas y doblaban sus caricias al malicioso viejo, cuya voz cascada se volvía afectuosa para decirles: «Queridos míos, querida esposa, ¿me perdonáis, verdad?
Las tribulaciones de Eustaquio con respecto a su futuro sobrino serían quizá lo bastante interesantes de relatar, pero fueron, sin embargo, menos amargas de lo que pudiera pensarse después de lo dicho.
Los grises matices de la tormenta que se agita en mi cerebro me lo reprochan con abiertas protestas desolantes; en compases dolorosos y sombríos. Es como un griterío extraño de melodías amargas, dolorosas e intermitentes.
(Todo acto o voz genial viene del pueblo y va hacia él, de frente o transmitidos por incesantes briznas, por el humo rosado de amargas contraseñas sin fortuna) Así tu criatura, miliciano, así tu exangüe criatura, agitada por una piedra inmóvil, se sacrifica, apártase, decae para arriba y por su llama incombustible sube, sube hasta los débiles, distribuyendo españas a los toros, toros a las palomas...
Aquel recuerdo llenaba mi alma. Todo el pasado, tumultuoso y estéril, echaba sobre mí ahogándome, sus aguas amargas. Buscando estar a solas salíme al huerto, y durante mucho tiempo paseé en la noche callada mi soledad y mis tristezas, bajo la luna, otras veces testigo de mis amores y de mis glorias.
Señor, es que al comienzo de mi viaje, mi cántaro vertiendo, con el agua que debía beber regué los cardos y en mi sed bebí lágrimas; Sefior, es que mi pan desmigajando hice que hambrientas aves se saciaran, y tuve que probar silvestres frutas que amargas me supieron, muy amargas; Señor, y anduve errante y fui mendiga, y mis sienes tuvieron por almohada sólo piedras, que en pago me pidieron la sangre de cien llagas; y anduve largo trecho del camino...
La conciencia de los déspotas, sucia charca, remeda pobremente las turbulencias del océano. Las ondas amargas y profundas del líquido abismo abren inmensa tumba a los hombres y a las naves, sus endebles juguetes.
Lucía estaba extasiada: solo en aquel día de angustias, en aquella tarde de tristes y amargas reflexiones, su espíritu meditabundo en aquel momento contemplaba detenidamente tan maravillosa perspectiva; tan cierto es que los corazones felices y contentos, poco se prestan a la meditación.
Arrodillado junto al lecho, besaba la fría mano de su padre muerto, y derramaba amargas lágrimas, hasta que al fin se le cerraron los ojos y se quedó dormido, con la cabeza apoyada en el duro barrote de la cama.
Era exclusivamente cantor de sus propios sentimientos; parecía insensible a todo atractivo humano y mojaba la pluma en la hiel de los desengaños para trazar así, con caracteres de fuego, sus más amargas concepciones.
Dijo lo que sentía, herido por el mundo, desdeñado por la sociedad, minado por el hastío; el que lea sus composiciones, tiene que recordar, al juzgarlas, que son amargas y amarillentas, porque así ha hecho la Naturaleza a las flores que crecen en los cementerios y en las ruinas.
A la hija de Eetes rey vástago de Zeus, el Esónida, por decisión de los dioses sempiternos, se la llevó del palacio de Eetes al término de las amargas pruebas que en gran número le impuso un rey poderoso y soberbio, el violento, insensato y osado Pelias.