amapola

(redireccionado de amapolas)
También se encuentra en: Sinónimos.

amapola

(Del mozárabe habapaura < lat. papaver, influenciado por el ár. al-habba, grano, semilla.)
1. s. f. BOTÁNICA Planta papaverácea silvestre anual, de flores rojas, muy frecuente en campos de cereales. ababa, ababol
2. BOTÁNICA Flor de esta planta.
NOTA: Nombre científico: (Papaver rhoeas.)

amapola

 
f. bot. Planta anual de la familia papaveráceas (Papaver rhoeas). Está cubierta de pelos erizados, con hojas más o menos divididas. Las flores son de color rojo, y el fruto en cápsula.

amapola

(ama'pola)
sustantivo femenino
planta herbácea cuya flor está formada por cuatro pétalos rojos un campo de amapolas
Sinónimos

amapola

sustantivo femenino
ababa, ababol, camelia (Cuba).
Traducciones

amapola

coquelicot

amapola

мак

amapola

poppy

amapola

mák

amapola

valmue

amapola

unikko

amapola

mak

amapola

ケシ

amapola

양귀비

amapola

papaver

amapola

valmue

amapola

mak

amapola

papoula

amapola

vallmo

amapola

ดอกป็อปปี้

amapola

gelincik

amapola

hoa anh túc

amapola

罂粟

amapola

Мак

amapola

罌粟

amapola

פרג

amapola

SFpoppy
ponerse como una amapolato turn as red as a beetroot
Ejemplos ?
y nos cierra este capítulo. Los campos se llenan de amapolas, el aire de mariposas, de flores el jardín y la Universidad de calabazas.
Mas POPOCATEPETL, encendido en su optimismo amoroso, para calmarse en su espera, tomó un poco de aguamiel de los magueyes y lo bebió pausadamente. De pronto sintió un sueño tremendo y cayó como desmayado sobre las graciosas amapolas y los olorosos cempasúchiles.
Era una tarde serena, doraba el sol de Occidente del Tajo la Vega amena, y apoyada en una almena miraba Inés la corriente. Iban las tranquilas olas las riberas azotando bajo las murallas solas, musgo, espigas y amapolas ligeramente doblando.
No creo en ellas; antes entiendo que sois brujas, o unas grandísimas bellacas: idos de ahí luego; si no, por vida de..., hago juramento que si me levanto, que con los hierros de mi pretina os tengo de poner las posaderas como unas amapolas.
Yo soy Marramaquiz; yo, noble al doble de todo gato de ascendiente noble: si tú de Zapirón, yo de Malandro, gato del macedón Magno Alejandro desciendo, como tengo en pergamino, pintado de colores y oro fino, por armas un morcón y un pie de puerco, de Zamora ganados en el cerco, todo en campo de golas, sangriento más que rojas amapolas, con un cuartel de quesos asaderos, roeles en Castilla los primeros.
Luego el vanidoso tlacuache precisó: -Ahora quiero una guirnalda de amapolas para utilizarla sobre mi cabecita como tiara en señal de mi dignidad.
Este presentaba en aquella estación, a mediados de la primavera, un bello aspecto con sus verdes espigas, sus encendidas amapolas y sus Poéticas margaritas.
O vamos a mis sembrados y allí verás emulados de tus labios los carmines, que parecen amasados con pétalos de alvergines. Verás mecerse, aireadas, del mar de la mies las olas, aquí y allá salpicadas de encendidas amapolas y de jaritas moradas.
Todo se lo comen, todo lo pican, todo lo han de catar, como si fuese preciso que dieran su opinión sobre cuanto Dios cría en esta época. Si al menos fueran como las amapolas, que aunque se meten en todas partes, no toman nada...
En sus cuadros campestres Sin ayuda de riegos, ni semillas, A su capricho y voluntad brotaron Mil rosales silvestres, Que del agua las márgenes bordaron Con varia multitud de florecillas; Y en medio de ellas sin pudor se alzaron Tal vez de sus colores envidiosas Amapolas y malbas temblorosas Romero y madreselvas amarillas.
Al hacer lo que teníamos que hacer en la Conferencia Mundial contra el Racismo, la Discriminación Racial, la Xenofobia y las Formas Conexas de Intolerancia, escogimos escuchar la voz del eximio poeta chileno Pablo Neruda: "Preguntaréis: y dónde están las lilas? y la metafísica cubierta de amapolas?
Bendito el dromedario que a través del desierto condujera al Rey Mago, de aureolada sien, y que se dirigía por el camino cierto en que el astro de oro conducía a Belén. Amapolas de sangre y azucenas de nieve he mirado no lejos del divino laurel, y he sabido que el vino de nuestra vida breve precipita hondamente la ponzoña y la hiel.