alcurnia


También se encuentra en: Sinónimos.

alcurnia

(Del ár. al-kunya, sobrenombre.)
s. f. Ascendencia, serie de antepasados de una persona se rodeó de gentes de alta alcurnia y abolengo. linaje, estirpe

alcurnia

 
f. Ascendencia, linaje.

alcurnia

(al'kuɾnja)
sustantivo femenino
serie de ilustres antecesores de una persona o grupo alta alcurnia
que es noble o aristocrático una familia de alcurnia
Sinónimos

alcurnia

Traducciones

alcurnia

lignaggio

alcurnia

Linie

alcurnia

linhagem

alcurnia

Lineage

alcurnia

SFancestry, lineage
de alcurniaof noble family, of noble birth
Ejemplos ?
He aquí una gran conquista de los tiempos. Es necesario que la alcurnia se refresque y abrillante sin descanso, que cada generación renueve sus hazañas.
Entre las debilidades de aquella honrada mujer, pues todos las tenemos, era la principal su deseo de tratar a personas de elevada alcurnia.
Allí encontraré también al noble señor de Attinghausen; aunque de elevada alcurnia, ama al pueblo y honra las antiguas costumbres.
Independientemente de estas cuatro cenas, había todos los viernes una secreta y particular, mucho menos numerosa que las otras cuatro, aunque tal vez infinitamente más cara. A dicha cena sólo se admitían cuatro señoritas de alcurnia, raptadas de casa de sus padres a fuerza de engaños y de dinero.
Lo contrario sucedería a un Narbonne; porque en él hay afinidad, simpatía, identidad; y una mujer de la antigua alcurnia entregará, tal vez, su persona a un plebeyo, antes que descubrirle los secretos de la aristocracia.
Nacido en España e hijo segundo de un caballero del hábito de Santiago, después de haberse batido como bravo en el combate naval que en la isla de Pinos sostuvo la real armada con la escuadra del pirata Francisco Drake, vino nuestro don Pedro al Perú, donde su hidalga alcurnia y lo gallardo de su persona le abrieron de par en par las puertas de los más aristocráticos salones de la ciudad de los reyes.
Nuestra obligación como dirigentes no se da exclusivamente frente a los miembros y militantes del partido, sino que tenemos un compromiso de mayor alcurnia con la nación.
A mí me engendró Hipóloco —de éste, pues, soy hijo— y envióme a Troya, recomendándome muy mucho que descollara y sobresaliera entre todos y no deshonrase el linaje de mis antepasados, que fueron los hombres más valientes de Efira y la extensa Licia. Tal alcurnia y tal sangre me glorío de tener.
Querrán encontrar en Febrero, Elizondo, Colón, o la Curia Filípica citada una ley del Fuero Juzgo que diga: “Si aconteciese que los francos o galos viniesen de allende de los montes Pirineos y con mano desacatada arrebatasen a nuestros hijos y descendientes de nuestra real alcurnia y los encerrasen en cautiverio contra el derecho divino y humano, y si en esta cuita nuestros ricos homes, castellanos y favoritos hiciesen la follonería de pasarse a su bando, entonces los pocos que se digan leales y honrados hidalgos harán juntas para gobernar a nombre de los susodichos, y guardarles su heredad y patrimonio para cuando Dios sea servido mejorar sus horas”.
Cenó, durmió cortos ratos, repitió también algunas trovas del famoso Mena que pintan como locuras las mundanas ambiciones; oró con fervor, en suma: fue un cristiano, un caballero, un hombre de fe y de alcurnia.
Se había recomendado a las alcahuetas que sólo prestaran atención a la alcurnia, virtud y delicioso rostro; debían buscar principalmente en las casas honestas, y no se les permitía ninguna muchacha que no hubiese sido robada o de un convento de pensionistas de calidad o del seno de su familia, y de una familia distinguida.
Silba un granuja, grazna un remendón, relincha un carretero, aúllan por simpatía los perros vagabundos, lánzase a los novios de acá un chiste, de allá una grosería y del otro lado una indecencia, y sin duda porque la boda es de pro, confúndense en este pastel horripilante la burda chaqueta y el elegante gabán, la camisa remendada y los guantes de cabritilla, el luengo ropaje del sexo débil y la estirada librea del que peina barbas y hace las constituciones y los bandos de orden y buen gobierno; que en ciertas ocasiones y para determinados actos, la humanidad no gasta remilgos ni para mientes en grados de alcurnia ni de posición social...