admonición


También se encuentra en: Sinónimos.

admonición

1. s. f. Acción de advertir o corregir a una persona. advertencia
2. TEOLOGÍA Argumento con que se advierte o amonesta.
3. DERECHO Demanda que al contestar entabla el demandado contra el que promovió el juicio. reconvención
NOTA: También se escribe: monición

admonición

 
f. Amonestación.
Reconvención.

admonición

(admoni'θjon)
sustantivo femenino
discurso que muestra un mal e invita a corregirlo las admoniciones del párroco
Traducciones

admonición

warning

admonición

ammonizione

admonición

告诫

admonición

告誡

admonición

formaning

admonición

훈계

admonición

SFwarning
admonición escritawritten warning
admonición oralverbal warning
Ejemplos ?
Mientras que antiguamente se consideraba que estas piezas eran un repertorio arbitrariamente seleccionado como “acompañamiento" textual (París, 1898; Langfors, 1914; Gagnepain, 1996), estudios más recientes (tales como Fauvel Studies y Music-Making de Dillon) tienden a centrarse en los ingeniosos papeles intertextual/de glosas desempeñados por la notación musical -visual y auditiva- para ampliar y diversificar los temas (políticos) de la admonición de Gervais (Herbelot, 1998).
En el Decreto, tras una breve admonición en el punto 1º sobre la motivación de imponer la Nueva Planta, y detallar el oficio del capitán general en el 2º, ocupaba los artículos del 3º al 30º de la organización de la Real Audiencia y del sistema judicial en Cataluña, detallando las salas, oficios, sueldos y prerrogativas de cada parte y en qué modo debían resolverse las causas y pleitos planteados.
Creemos en ser honrados, verídicos, castos, benevolentes, virtuosos y en hacer el bien a todos los hombres; en verdad, podemos decir que seguimos la admonición de Pablo: Todo lo creemos, todo lo esperamos; hemos sufrido muchas cosas, y esperamos poder sufrir todas las cosas.
" El PC poseía una vocero oficial, se llamaba Alón, esta publicación dio su aparición en Asunción en 1903, luego desapareció hasta reaparecer en 1906, era un periódico de pequeño formato y cuya admonición constituyó todo un grito de admonición y de combate.
Al morir su maestro Abu Ya'za partió hacia Oriente, pero se estableció en Bugía hacia 1177, donde habitaba una importante comunidad de emigrantes andalusíes y donde derramó su sabiduría y santidad entre sus numerosos discípulos y el pueblo en general, especialmente entre aquelllos que se acercaban a sus "sesiones de admonición", en las que trataba asuntos de diversa índole, incluyendo los temas doctrinales o políticos.
Ante la admonición del presidente del Gobierno, la Heimwehr moderó su actitud y desmovilizó a sus fuerzas, que se hallaban en estado de alerta.
De este versículo nace la idea de que las mujeres deben cubrirse la cabeza, o incluso el rostro (dando lugar a prendas como el burka), a pesar de que la admonición divina se refiere sólo a las relaciones de los creyentes con las mujeres del profeta y de que aquí la palabra velo alude claramente a una cortina y no a una prenda.
Para Villava los agapetas son detestables porque: Los más de ellos han sido hipócritas y so especie de religión han hecho notabilíssimos daños, me ha sido forçozo tocar en materia de hypocresías y traer de historias antiguoas y modernas los daños que hypócritas han hecho en diferentes tiempos y lugares, y las traças que han usado para engañar al vulgo, que no distingue todas vezes entre la verdadera y fingida sanctidad Su libro trata de ser una admonición para que todos queden "bien instruydos y enseñados" respecto a a la herejía que encubre sus engaños so capa de devocion y religión.
El relato termina con la admonición del personaje hacia sí mismo de ser más prudente con los conjuros, para no verse separado de la Tierra y del tiempo que le es presente.
Ante el Réquiem aeternam dona eis Domine, se inclina humilde con compases a la cuerda en pianíssimo, y ante el Dies irae y el Tuba mirum se exalta, con trompetería y timbales, evocando la terrible admonición.
Durante muchos años fue conocido como «La amonestación (o admonición) paterna» porque se creía que mostraba a un padre riñendo a su hija.
Fue diseñado por Edward William Mountford y construido en el sitio de la infame prisión de Newgate, que fue demolido para permitir que los edificios judiciales se construyan. Por encima de la entrada principal se inscribe la admonición: "Defender los hijos de los pobres y sancionar al culpable".