abatí

abatí

s. m.
1  Amér. Maíz.
2  Amér. Aguardiente de maíz.

abatí

 
m. (Amér.) Maíz.
Bebida alcohólica destilada del maíz.
Traducciones

abatí

SM (Andes, Cono Sur) → maize, Indian corn (EEUU)
Ejemplos ?
La cocina es una difusión de las culturas de las civilizaciones que se asentaron en la región geográfica de Palestina, especialmente durante y después de la era islámica a partir de la conquista del árabe Ummayad, posteriormente, el eventual califato abatí con influencia persa y terminando con las fuertes influencias de la cocina turca, como resultado de la llegada de los turcos otomanos.
Ríe todo lo que amas, Catón, a Catulo: cosa es ridícula y por demás divertida. Sorprendí ora a un chiquillo que a una chica meneaba; a él yo, si place a Dione, con el pértigo de la mía rígida, lo abatí.
Poco antes del último acto salí, corrí a la puerta que da sobre el atrio de San Ignacio, me saqué el paletot, golpeé fuerte, y cuando el viejo portero preguntó quién era, imité la voz del vicerrector; y una vez la puerta abierta, abatí la vela que el cerbero traía en la mano con un golpe de mi sobretodo, le eché una zancadilla que dio con él en tierra, y antes que volviera de la sorpresa, ya corría yo por esos claustros como una exhalación.
Pasaban de un lado a otro rozándome con sus alas que como puñales herían mi piel. Mis brazos y mis piernas sangraban con tantas heridas que ante aquella alada invasión, me abatí.
24 Y sabrán todos los árboles del campo que yo Jehová abatí el árbol sublime, levanté el árbol bajo, hice secar el árbol verde, é hice reverdecer el árbol seco.
Las zonas limítrofes a la región aportan gran riqueza de testimonios arqueológicos: las “cabecitas de loro” del Litoral; pucos y cuencos de cerámica y piedras de malaquita, da las Selvas Occidentales; gran urna guaraní para conservar el cadáver. • Recipiente de cerámica con decoración pintada en guardas, para la cocción del maíz (abatí).
Volvió a entrar en contacto con su carrera de Derecho y llegó a ser académico de la Real de Jurisprudencia y Legislación. Joaquín Abatí falleció en Madrid, el año 1936.
La edición de Teatro Mundial (Editorial Maucci - Barcelona) en la segunda década del siglo XX, señala como autores de "Los hijos artificiales" (quienes autorizaron la edición) a Joaquín Abatí y Federico Reparaz "escrito sobre el pensamiento de una obra alemana".
La divertidísima versión del cine argentino está dirigida por el catalán Antonio Momplet y explícitamente consta que la adaptación cinematográfica es de Homero Manzi, tomada de la obra homónoma de Abatí y Reparaz.