Z

z

s. f. LINGÜÍSTICA Vigésima séptima y última letra del abecedario español y vigésima segunda de sus consonantes.

z

 
f. Zeta, vigésima novena letra del alfabeto español, y vigésima cuarta de sus consonantes.
fís. y quím. Símbolo del número de colisiones moleculares por segundo.
fon. Re presentación de un sonido interdental fricativo sordo de transcripción fonética [Θ]. Dialectalmente, en las zonas de seseo, esta grafía representa un sonido [s].

Z

 
mat. Letra con que se designa el conjunto de los números enteros. Representa la tercera incógnita.
quím. Símbolo del número atómico.
Traducciones

Z

Z

Z

Z

Z

z

Z

z

Z

ض

Z

z

Z

z

Z

z

Z

z

Z

z

Z

z [ˈθeta] (esp LAm) [ˈseta] SF (= letra) → Z, z
Ejemplos ?
¡No es poco consuelo! Va el último: Z. Zephir En danés, el céfiro es viento de Poniente, te hiela a través del paño más caliente.
Una ve z cul minado el p roceso d e sel ección, si la contratación fuera divisi ble, se su scribirán contratos independientes entre cada entidad y el o los adjudicatarios.
Así no ven surgir en escena primero las vocales, luego las consonantes sencillas; enseguida las combinaciones consonánticas y al final de los aprendizajes obtenidos memorística y rutinariamente; ni el énfasis que se da al ejercicio de las letras ortográficamente problemáticas: g / j, s / z / c /x, y / ll, o sílabas como güe/gue.
LAS LETRAS Las letras reales que se utilizan en todos lo textos escritos, de cualquier tipología, y que forman, aquí y en China, el abecedario de la escritura en español, son 30; a saber: a, b, c, ch, d, e, f, g, h, i, j, k, I, II, m, n, ñ, o, p, q, r, rr, s, t, u, v, w, x, y, z.
a a b be c ce ch che d de e e f efe g ge h hache i i j jota k ka l ele ll elle m eme n ene ñ eñe o o p pe q cu r erre rr doble erre s ese t te u u v uvé x equis y ye w dobleú z zeta Este listado ha sido el aprendido por el alumnado mexicano desde hace décadas y consignado en todos los libros de texto de castellano, Lenguaje, Lengua y Literatura Españolas o Español, según los currícula en los cuales ha aparecido tal materia de enseñanza en las escuelas de educación básica.
En adelante pues, se escribirá: kasa, keso, Kijote…Se simplifikará el sonido de la c y z para igualarnos a nuestros hermanos hispanoamericanos ke convierten todas estas letras en un úniko fonema “s” Kon lo kual sobrarán la c y la z: “El sapato de Sesilia es asul” Desapareserá la doble c y será reemplasada por la x: "Tuve un axidente en la Avenida Oxidental" Grasias a esta modifikasión, los españoles no tendrán desventajas ortográfikas frente a otros pueblos, por la estraña pronunsiasión de siertas letras.
varios emisarios a Montevideo ha sido la mas oportuna, y si el primero a padecido, el segundo, o el Alf z de Navío D n Luis Liniers havia cumplido su comisión, ya la hora de esta, estara V.
Mientras no haya voluntad real de diálogo y las condiciones necesarias, el EZLN no reanudará las pláticas con vistas a una solución política del conflicto. ¡Libertad! ¡Justicia! ¡Democracia! Respetuosamente Desde las montañas del sureste mexicano C C R I - C G del E Z L N
Declarar el Cese da Fundonu de los nllembms de la Jurrn Admlnlatradora aa Hoc de la Sodadad Manuel HERRERA c.a., Idmtlflada al el Registro ae Información Hsal (RIF) bajo el número J-Jauszsls-z domlclllaua en Ia AV.
Retumbaban todavía en mis oídos las pisadas y le fioriture del atolondrado, cuando se abre violentamente la puerta, y la señora de H...Z.
Informado de ello Bolívar, se diri- gió al gobernador del arzobispado con los dos oficios siguientes : Marzo 4 de 1825.— Z Gobernador dd Arzobispado,— CwdJiáo por el feliz estado de las cosas ha creído el coronel don Bruno Terreros que sus servicios no son de necesidad, ha solicitado del gobierno permiso para retirarse á sus claustros del con- vento de San Francisco, de cuya religión es hijo; y Su Exce- lencia el Libertador, teniendo por esta solicitud toda la con- sideración que ella se merece, por la conocida piedad que ella demuestra, se ha servido acceder; y en su consecuencia, ha quedado el coronel Terreros separado del Sicrvicio y en estado de restituirse á su convento.
ue el doctor Z es ilustre, elocuente, conquistador; que su voz es profunda y vibrante al mismo tiempo, y su gesto avasallador y misterioso, sobre todo después de la publicación de su obra sobre La plástica de ensueño, quizás podríais negármelo o aceptármelo con restricción; pero que su calva es única, insigne, hermosa, solemne, lírica si gustáis, ¡oh, eso nunca, estoy seguro!