Westfaliense

Westfaliense

 
geol. Piso del Carbonífero caracterizado por el desarrollo de los pteridófitos.
Ejemplos ?
Su datación se ha realizado mediante la paleontología. Su edad abarca desde el Namuriense B hasta el Westfaliense A o B. En 1964, Roger Neves estableció el rango de edades entre el Namuriense B y el Westfaliense B mediante el estudio de mioesporas.
Los materiales que componen estas montañas pertenecen, dentro de la Orogenia Hercínica, a las edades Dinantiense, Namuriense y Westfaliense y tienen una antigüedad que oscila entre los 250 y los 300 millones de años.
En esta cuenca la sedimentación fue principalmente deltaica, compuesta principalmente por fases marinas entre las que se intercalaron episodios continentales con capas de carbón. Su relleno tuvo lugar durante dos etapas: depósitos basales del Westfaliense B y pizarras, turbas y calizas del Westfaliense C.
Las capas de carbón han sido divididas en seis zonas con la siguiente extensión: Formación Peña Cildá: 500 m Formación Barruelo: 1200 m Formación Brañosera: 870 m Formación Ojosa: 2200 m Formación Vergaño: 1350 m;Cuenca de antracita La subzona Guardo-Cervera pertenece al período Westfaliense D.
El Moscoviense duró desde hace 315,2 ± 0,2 hasta hace 307,0 ± 0,1 millones de años, está precedido por el Bashkiriense y es seguido por el Kasimoviense. El Moscoviense solapa con el piso regional Westfaliense de Europa y con los Norteamericanos Atokan y Desmoinesiense.
Dentro de esta clasificación europea, su piso inmediantamente inferior sería el Westfaliense, que habría terminado hace 306,5 millones de años.
Se le debe a munier-Chalmas la creacción de los pisos del carbonífero Dinantiense, Westfaliense, Estefaniense y Priabonense (1893-94).
Fue definido, junto con el Westfaliense, por el geólogo Ernest Munier-Chalmas y el paleontólogo Albert-Félix de Lapparent, franceses, en 1893.
El estudio de la zona cantábrica, norte de España, de la transición Westfaliense-Estefaniense, inexistente en Saint-Étienne, condujo a la inclusión de una subdivisión denominada Cantabriense entre el Westfaliense D y el Estefaniense A, por parte de Wagner, en 1966.
Así, se explotaron hasta 25 capas de carbón pertenecientes a los paquetes Esperanzas, Voluntad, Gavitos, Reguerón, Vena del Medio, Águilas, Tejeras y Martas, según la denominación local, del Namuriense-Westfaliense.
Posteriormente, en 1984, Horvath estrechó ligeramente el rango establecido por Neves: del Namuriense superior al Westfaliense A, aunque admitiendo la posibilidad de que en los extremos de la serie fueran Namuriense B superior y el Westfaliense A superior.
Neves estableció cinco zonas de mioesporas datando en el Namuriense A superior las capas inferiores y Westfaliense B, posiblemente, para las superiores (20-25).