Weimar

Weimar

 
C. del SO de Alemania, en el estado de Turingia; 63 705 h. Capital del ducado de Sajonia-Weimar en 1547, del gran ducado de Sajonia-Weimar-Eisenach de 1815 a 1918 y de Turingia de 1920 a 1948.
Ejemplos ?
Birgit Schwarz: Hitlers Museum. Böhlau Verlag, Wien, Kön, Weimar 2004 Estos entregaron El arte de la pintura al Museo de Historia del Arte de Viena.
Entre la niebla De las ásperas cumbres hiperbóreas, Y este radiante sol que a nuestros campos El don prodiga de la rubia Ceres Y de Falerno el otoñal racimo, ¿Quién las paces hará? ¿Quién podrá a Elena Con el Fausto casar, que imaginaba El Júpiter de Weimar?
Su hermano lo descubrió, y tuvo la crueldad de llevarse el libro y la copia, lo que de nada le valió, porque a los dieciocho años ya estaba Sebastián de músico en la corte famosa de Weimar, y no tenía como organista más rival que Haendel.
Entraba como podía en el teatro de Weimar, y cuando no tenía con qué pagar se escondía detrás del bombo hasta que empezaba la representación.
Me permitiré observarle que la ciencia en el tiempo en que vivió Leonardo era un embrión apenas, y que el hombre de Weimar vivió setenta y tantos años estudiando metódicamente.
Si un espectador de la clarividencia de Goethe hubiese presenciado nuestra batalla, ¿habría acaso pensado con respecto a ella lo que el excelso hijo de Weimar dijo de Valmy?
Nunca está de más, recordar dramáticos ejemplos del pasado en otros países, en otras épocas; excesos de un asambleísmo y de un parlamentarismo que acabaron, por ejemplo, con la tercera y cuarta repúblicas francesas, con la República de Weimar en Alemania, que contribuyeron decididamente a derrotar al gobierno democrático del doctor Allende en Chile y que actualmente tienen a Italia consumida en una dramática anarquía.
Entre el adorador platónico, natural de Weimar, los místicos españoles y Schleiermacher han conseguido que la Duquesa introduzca en su tocador reformas radicales; y ahora se lava nada más que con agua de la fuente, y gasta apenas una hora en su tocado, pero tan bien aprovechada, que este sol que se declara en decadencia es más hermoso en el ocaso que cuando brillaba en el cenit.
¿Pueden los subprefectos reemplazar a la raza poética, galante y guerrera de los Thibault, que habían hecho de Provins lo que Ferrara fue para Italia, lo que fue Weimar en Alemania y lo que hoy querría ser Munich?
En nuestros días, gracias al tren, sería un viaje de unas horas, pero entonces llevaba más de un día y una noche el trasladarse de Eisenach hasta la frontera oriental de Turingia, a la ciudad que hoy llamamos todavía Weimar.
Lloró Molly, y lloró Antón; todas aquellas lágrimas se fundían en una sola, que brillaba con los deslumbradores matices de la alegría. Molly le había dicho que prefería quedarse con él a ver todas las bellezas de Weimar.
Es el marco político y legal para la organización y relación del gobierno federal con los estados, los ciudadanos, y todas las personas que viven o visitan el país.La actual Constitución es una aportación de la tradición jurídica mexicana al constitucionalismo universal, dado que fue la primera constitución de la historia en incluir los derechos sociales,1 2 dos años antes que la Constitución de Weimar de 1919.