Valdés

Valdés

 
Mun. de la prov. española de Asturias, cab. de p. j.; 15 556 h.
Ejemplos ?
El tomo contiene, con el carácter de preliminar, la exposición que el general don Jerónimo Valdés dirigió desde Vitoria, en Julio de 1827, el rey don Fernando Vil, documento que, hasta ahora, permanecía inédito, pero del cual tuve, hace años, opor- tunidad de leer una copia entre los manuscritos que poseía mi egregio amigo el general Mendiburu, autor del Dicciona- rio histórico biográfico del Perú.
Sólo me es conocido el de Rodil. En tres partes divide el señor general Valdés su exposi- ción. Consagra la primera á justificar lo injustificable de ese acto clásico de indisciplina, conocido por revolución de Azna- puquio, en virtud del cual quedó depuesto el virrey Pezuela.
En la página 12 del libro, el señor conde me honra con gratu- latorias palabras por los conceptos justicieros que dedico al general Valdés en varias de mis Tradiciones, si bien lamen- tando que, en una de ellas, al llamar á La Serna virrey de cuño falso, virrey carnavalesco y de motín, revele, muy á la (1) Aanapuquio.
Disculpe el señor :onde que la justifique en este artículo. Siempre que á los puntos de mi pluma vino el nombre del general Valdés, fué para acompañarlo de un adjetivo encomiás- tico.
El cariño de Valdés por La Serna, unido al resentimiento que contra Pezuela abrigaba, porque éste pretendió separarlo del Perú, destinándolo al ejército de Quito, fueron causas que bastaron para acallar en su alma el sentimiento del deber, arrastrándolo á fraguar la desleal de- fección de Aznapuquio.
Centenares de jóvenes, hijos y esperanzas de la Patria, se agolpaban armados, pidiendo la ocasión de servirla y se ha encargado la organización de estos preciosos cuerpos a don Agustín de Izaguirre y don Pedro Nolasco Valdés, que la aceptaron con gozo, y la ejecutan con actividad.
8º.- Que el señor Jefe Político, Brigadier Don Gabino Gaínza, continúe con el Gobierno Superior político y militar; y para que éste tenga el carácter que parece propio de las circunstancias, se forme una Junta Provisional Consultiva, compuesta de los señores individuos actuales de esta Diputación Provincial y de los señores Don Miguel Larreynaga, Ministro de esta Audiencia; Don José del Valle, Auditor de Guerra; Marqués de Aycinena; Doctor José Valdés...
947 Llamado a la Nación del presidente Miguel Alemán Valdés Enero 19 de 1947 Vivimos, como todos los países del mundo, una etapa crítica en que los pueblos necesitan acudir a todos sus valores humanos y a todos sus recursos para subsistir.
(Siendo) el Doctor Don Antonio de Morga, Presidente y los Señores Licenciado Don Alonso de Mesa y Ayala y Don Juan de Valdés y Llano, Oidores, en Quito en diez y seis de Junio de mil y seiscientos y treinta y cuatro años.
La crítice ha venido á demostrar, recientemente, que el cura de Sicuaní, don Antonio Valdés, mediano conocedor de los teatros griego y español, fué el poeta autor del Oltantay.
Pero yo me preguntaría, ¿por qué cuando se dice don Bernardo Leighton no se pone también "ex ministro y ex Vicepresidente del gobierno de Frei?" ¿Sólo fueron ministros Ossa y Carmona? ¿Por qué no se dice de Radomiro Tomic o de Gabriel Valdés ex ministros de Frei?
José Nicolás de la Cerda.- Agustín de Eyzaguirre.- Diego de Larraín.- Pedro José Prado Jaraquemada.- Justo Salinas.- Ignacio Valdés y Carrera.- Francisco Diez de Arteaga.- Francisco Ramírez.- Francisco Antonio Pérez.- Agustín Díaz, escribano de Cabildo.