Ejemplos ?
Beato Juan Bautista Scalabrini (1839-1905), arzobispo italiano, fundador de la Congregación de Hermanos Scalabrinianos, beatificado por el papa Juan Pablo II en 1997. Sus restos yacen en la cripta bajo el altar de la Catedral de Piacenza. San Bernardino de Siena (1380-1444).
Durante la exhibición del cadáver de san Bernardino de Siena, que duró veintiséis días después de su muerte, una cantidad de brillante sangre roja salió por su nariz durante el día veinticuatro, como observó y registró san Juan de Capistrano.
El municipio cuenta con más de 400 barrios, los más conocidos son: San Bernardino...
Puesto que la jurisprudencia le hastiaba y el mismo san Bernardino de Siena le desaconsejó entrar en religión, escogió un camino intermedio.
Neus González, Presentadora de Fórmula 40 en Cataluña Víctor de la Torre, Presentador de Fórmula 40 y Fórmula 40 en Cataluña Adrián Soler, Presentador de Fórmula 40 en Cataluña Dani Mateo, presentador de YU: No te pierdas nada Cristian San Bernardino, producción en WDM Y Colaboraciones en Anda Ya.
Se pintaron ocho tablillas, hoy dispersas, en las que intervinieron varios artistas, reconociéndose la intervención de Perugino las dos tablillas de mejor calidad: la del Milagro del niño nacido muerto y, sobre todo, la de San Bernardino sana a una muchacha.
Allí se descubre la pasión por la representación de los detalles arquitectónicos, ya presente en la Vida de San Bernardino, con dos arcos triunfales, evidente homenaje al Arco de Constantino, y con un templete en el medio, trasposición ideal del Templo de Jerusalén.
Recibió en su niñez la mejor educación que en la época se podía dar en su ciudad, la cual consistía en la enseñanza primaria, impartida por los padres franciscanos del convento de San Bernardino.
Las salidas de Madrid estaban flanqueadas por cinco puertas reales o de registro (es decir aquellas en las que se pagaban los impuestos): la de Segovia (denominada también del Puente de Segovia), Guadalajara, Toledo, Atocha, la de Alcalá y Bilbao (o de los Pozos de la Nieve), y catorce portillos de menor importancia o de segundo orden a (abiertos en distintas fechas): Vega, Vistillas, Gilimón, el Campillo del Mundo Nuevo, Embajadores, Valencia, Campanilla, Recoletos, Santa Bazbara, Maravillas, Santo Domingo (o Fuencarral), Conde Duque, San Bernardino (o de San Joaquín) y San Vicente.
El rudimentario aeroplano (un biplano) voló con destino al este de la ciudad y aproximadamente a la altura de lo que hoy se conoce como el sector San Bernardino, giró de regreso, sobrevolando la zona del Calvario y dirigiéndose nuevamente a su punto de partida para nuevamente tocar tierra sin novedad alguna.
Perugino regresó de Florencia a Perugia, donde su formación florentina se muestra en obras de juventud como las Escenas de la vida de San Bernardino, que le encargaron en el año 1473 los franciscanos de Perugia, muy empeñados en difundir el culto a san Bernardino de Siena (canonizado en el año 1450).
Entre los Failes Menores la promoción de la devoción está atribuida a San Buenaventura, Beato Cherubin de Spoleto, San Juan de Capistrano, Pelbart de Temesvár, y San Bernardino de Siena por nombrar algunos.