Pierre Laval

Laval, Pierre

 
(1833-1945) Político francés. Fue presidente del Consejo en 1935-36, hasta el triunfo del Frente Popular. Fue detenido por Pétain por su política pronazi. Fue jefe de Gobierno de Vichy en 1942-44. Con ello se convertía en posible sucesor de Pétain y en principal instrumento de la política de Hitler en Francia. Fue juzgado por traición, condenado a muerte y ejecutado.
Ejemplos ?
Después de la caída de París el 14 de junio de 1940, el gobierno francés y sus instituciones se reúnen en Burdeos y allí el Senado Francés y la Cámara de Diputados aceptan la renuncia del presidente del Consejo de Ministros, Paul Reynaud, el día 16 de junio, y se confía la formación de un gabinete al líder derechista Pierre Laval, quien a su vez impone a los parlamentarios franceses la designación del anciano mariscal Philippe Pétain como Presidente del Consejo de Ministros el 17 de junio con el otorgamiento de "plenos poderes gubernamentales" para celebrar un armisticio con los alemanes bajo la velada amenaza que de no hacerlo Francia se arriesgaba a unas condiciones de paz mucho más duras con el triunfante III Reich.
El gobierno de Vichy quedó dominado inicialmente por Pierre Laval, quien desde el inicio buscó aumentar la colaboración del régimen con la Alemania nazi, pese a la difícil situación de Francia: Aunque la guerra no había causado destrucciones masivas, en el armisticio del 22 de junio se había pactado que el gobierno francés asumiría todos los costos de sostener a las tropas alemanas de ocupación, lo cual suponía una carga financiera de varios millones de francos franceses al mes.
El agravamiento de la situación bélica del Eje tras fracasar la esperanza de un triunfo rápido en la campaña de la URSS, y el hecho que las políticas de Darlan fueran superadas por los acontecimientos, causó que en abril de 1942 Pétain, para satisfacer las exigencias de Hitler, admitiera de nuevo a Pierre Laval en la jefatura del gobierno y destituyera a Darlan.
Del mismo modo, la contra-inteligencia sigue funcionando, incluyendo la de Operaciones Asuntos Rurales, asignada al Comandante Paillole. En agosto de 1942, la BMA fue disuelta por Pierre Laval.
Sin embargo, siguiendo la corriente mayoritaria, se ve obligado a llamar al mariscal Philippe Pétain a la presidencia del Consejo y le pone sobre aviso, en vano, contra la nefasta influencia de Pierre Laval.
El 7 de enero de 1935, él y el Ministro de Asuntos Exteriores francés Pierre Laval firmaron el acuerdo Franco-Italiano dándole vía libre en crisis de Abisinia con Etiopía, a cambio de una alianza contra Hitler.
De hecho, las noticias del desembarco habían llegado a Europa a lo largo del 9 de noviembre, y de inmediato Adolf Hitler convocó a una conferencia en Berchtesgaden con el primer ministro de Vichy, Pierre Laval.
El 29 de junio el Gobierno se instaló en la ciudad de Vichy, una zona no ocupada por la Wehrmacht. Pierre Laval es el personaje que más había insistido en el establecimiento del gobierno en esa ciudad, a fin de evitar buscar refugio en Lyon o en Toulouse, viejos bastiones de la izquierda.
Para ganarse el beneplácito francés a la campaña militar prevista, Mussolini renunció durante su entrevista con Pierre Laval en enero de 1935 a los territorios prometidos a Italia en el Tratado de Londres de 1915 y a diversos derechos y reclamaciones territoriales en África.
Se trata de una condena por violación del decreto de Pierre Laval de 1934, por lo que Vautier fue encarcelado en la Prisión Militar de Saint-Maixent, cerca de Niederlahnstein, en la zona francesa de ocupación de Alemania.
Roland Copé como Marshal Pétain Jean-Michel Noirey como Pierre Laval, el Primer ministro Frederic Moulin como René Bousquet Patrick Courtois como Emile Hennequin, el jefe de policía Denis Ménochet como Corot, el comandante de Beaune-la-Rolande Roselyne Bosch escribió el guion porque simpataza con las víctimas.
La ausencia de logros efectivos para Francia en Montoire dio a Pétain una justificación para marginar a Pierre Laval, partidario de la colaboración sin reservas con el nazismo, apuntando Pétain que tan extrema posición resultaba tan humillante como inservible.