Odiel

Odiel

 
Río de España. Nace en la sierra de Aracena y desemboca en la ría de Huelva junto con el Tinto; 150 km.
Ejemplos ?
Yo quisiera que la Rábida, el viejo convento situado en la confluencia de los ríos Odiel y Tinto, fuera transportable y viajara reconstituyéndose delante de los muros memorabilísimos la escena de Colón, mísero ambulante de la gloria, acompañado de su hijo Diego, conversando con el franciscano Antonio de Marchena, con el guardián fray Juan Pérez, con el físico Gari Fernández y con el marino Pedro Velasco.
Sin embargo, los ríos más importantes y emblemáticos de Huelva, por discurrir todo su cauce por la provincia, son el Tinto y el Odiel.
Director y colaborador de distintas revistas culturales y literarias, miembro del Consejo Editor de la colección de narrativa “El fantasma de la Glorieta” así como de prensa y televisión (Odiel, La Noticia, Huelva Información, La Voz de Huelva, Sur, Costa Oriental, Canal Sur…).
Por último, en la capital se localiza el Centro de interpretación de Marismas del Odiel que, situado en la Isla de Bacuta, ofrece información sobre esta reserva natural y vistas de la ría y de la ciudad de Huelva.
Este espacio es conocido como tierras de arenas y está compuesto principalmente por limos, gravas y arenas silíceas muy poco cohesionadas entre sí. El litoral es de carácter arenoso, formado por dunas interrumpidas por el estuario de los ríos Tinto y Odiel formando marismas.
En la provincia de Huelva se encuentran de oeste a este cuatro ríos importantes: el Guadiana, el Odiel, el Tinto y el Guadalquivir.
A la vertiente atlántica pertenecen los ríos Guadiana, Odiel-Tinto, Guadalquivir, Guadalete y Barbate; mientras que a la vertiente mediterránea corresponden el Guadiaro, Guadalhorce, Guadalmedina, Guadalfeo, Andarax (o río Almería) y Almanzora.
Este carácter determina los estuarios y las marismas que se forman en sus desembocaduras, como las marismas de Doñana formadas por el río Guadalquivir, y las marismas del Odiel.
Algeciras, Cádiz: Bahía, 1988 La luz con el tiempo dentro. Torrelavega, Santander: Scriptum, 1988 Cancionero del Odiel. Riotinto, Huelva: Pliegos de Mineral, 1991 Cuentos del viejo capataz.
El primero es como un canal de comunicación entre los ríos Odiel y Tinto por el que navegan barcos de pescadores, y facilita el comercio con las ciudades de Moguer y Palos.
Las dos primeras proporcionan el 51% del aporte total y la del Odiel el 49% restante. El carácter fluvial del Odiel se pierde en Gibraleón, a partir de donde se crea un complejo estuario que da lugar a las Marismas del Odiel.
Los ríos andaluces se enmarcan en cinco cuencas hidrográficas distintas: la cuenca del Guadalquivir, la cuenca atlántica andaluza, que incluye las subcuencas de Guadalete-Barbate y Tinto-Odiel, y la cuenca del Guadiana, que conformarían la vertiente atlántica.