Ejemplos ?
"Veinte más dos: Enio Iommi y Clorindo Testa", "Esquinas de Buenos Aires", "Clorindo Testa en el Cabildo de Córdoba" "Un apuntalamiento innecesario".
Elegía la forma en que moría cada hombre, seccionando la hebra con sus «detestables tijeras» cuando llegaba la hora. En ocasiones se la confundía con Enio, una de las Grayas.
2011). 1926: Luis de la Puente Uceda, político peruano. 1928: Enio Garrote, esperantista, traductor y escritor argentino (f. 2012).
Virgin Media también le dio una crítica agridulce, con una puntuación de tres estrellas de cinco y lo llamó una «rebanada pasable con tonos electropop». Enio Chiola de PopMatters le dio una revisión pobre hacia su contenido lírico, al llamarlo «mal escrito», pero afirmó que canciones como «Superstar» y «Masterpiece»; «indica que Madonna no es solo un desastre lloriqueando de amargura».
Historia de un verdadero Sex-enio Vol I contiene...
Además, ha desempeñado las tareas de Productor Ejecutivo en los largometrajes: “Schubert” (Jorge Castillo, 2005); En ninguna parte (Miguel Ángel Cárcano, 2005) y “W.C.” (Enio Mejía, 2004).
Atenea promocionaba la prosperidad interna del estado, al fomentar la agricultura y la industria y al mantener la ley y el orden en todas las transacciones públicas, y de la misma forma también lo protegía de los enemigos extranjeros, y así asumía el carácter de una deidad de la guerra, aunque en un sentido muy diferente al de Ares, Eris o Enio.
-En el género de cuento publicaron: Jorge David Capiello Ortiz (miembro del colectivo y co-fundador), Enio Cuadrado (seudónimo de Carlos Vázquez Cruz, miembro del colectivo y co-fundador), Francisco Horgel (seudónimo de Jorge Rodríguez, co-fundador de la revista) y Sonia Marcus Gaia (miembro del colectivo).
1924: Hermann Guggiari, escultor paraguayo (f. 2012). 1926: Enio Iommi, escultor argentino (f. 2013). 1927: Francisco Rodríguez Pascual, antropólogo y humanista español (f.
El héroe perseguía con el cruel bronce a Ciprina, conociendo que era una deidad débil, no de aquellas que imperan en el combate de los hombres, como Atenea o Enio, asoladora de ciudades.
Aquileo se fue para los peonios, que peleaban en carros; los cuales huían por las márgenes del voraginoso río, desde que vieron que el más fuerte caía en el duro combate, vencido por las manos y la espada del Pelida. Este mató entonces a Tersíloco, Midón, Astipilo, Mneso, Trasio, Enio y Ofelestes.
Héctor atisbó a los dos guerreros en las filas; arremetió a ellos, gritando, y le siguieron las fuertes falanges troyanas que capitaneaban Ares y la venerable Enio; ésta promovía el horrible tumulto de la pelea; Ares manejaba una lanza enorme, y ya precedía a Héctor, ya marchaba detrás del mismo.