Columnas de Hércules

Columnas de Hércules

 
Nombre antiguo de dos promontorios, Gibraltar (Calpe) y monte Hacho (Abila), que limitan el paso del Mediterráneo al Atlántico. Según una leyenda griega fueron separados por Hércules en su viaje al Jardín de las Hespérides (Occidente).
Ejemplos ?
La vieja Europa le escuchó mofando; la inmensa idea su desprecio excita; y las columnas de Hércules mostrando «Non plus ultra, infeliz », ronca le grita.
Entonces era posible atravesar aquel piélago, porque tenía una tierra insular delante de la boca que vosotros nombráis, según dais a conocer, Columnas de Hércules; la tierra insular que era más grandiosa en poder que la Libia y el Asia (Menor), y desde la que se asciende hacia otras tierras insulares, que los de entonces podían pasar, y también desde estas tierras insulares hacia toda esta tierra firme de enfrente que rodea a ese mar verdadero.
Entonces era posible atravesar aquel piélago porque tenía una tierra insular delante de la boca que vosotros nombráis, según dais a conocer, Columnas de Hércules, y que era, al mismo tiempo, la mayor ínsula de Libia y de Asia, y más allá de esta se abordaba a las otras ínsulas, a las que entonces se podía pasar, y desde las ínsulas a toda la tierra firme situada justo enfrente, la cual era rodeaba por aquél verdadero mar abierto.
Todos lo sabéis, señores: yo en esto hablaré muy de paso, porque todo lo que es alimentar pasiones, lo detesto; no he nacido para eso; todos sabéis que se proclamó la república á trabucazos por las calles de Madrid; todos sabéis que se ganó parte de la guarnición de Madrid y de Sevilla; todos sabéis que sin la resistencia enérjica, activa del Gobierno, toda España, desde las columnas de Hércules al Pirineo, de un mar á otro mar, hubiera sido un lago de sangre.
Además estoy convencido de que la Tierra es muy grande y que no habitamos en ella más que esta parte que se extiende desde Fasis hasta las columnas de Hércules, repartidos alrededor del mar como las hormigas y las ranas alrededor de un pantano.
Lo flanquean a diestra y siniestra las columnas de Hércules con base, fuste y capitel en plata sombreadas en sable; la diestra con banda cargada de letras en sinople que dice "NEC PLUS" y la siniestra con barra cargada de letras en sinople que dice: "ULTRA".
La mitología grecolatina ubicaba en el entorno de las Canarias, situadas “más allá de las Columnas de Hércules”, en el Océano Tenebroso, en los límites del mundo conocido (“la Ecúmene”), muchos de los relatos fantásticos de su tradición.
Del escudo pende el carnero del collar de la orden del Toisón de Oro, mientras que lateralmente está flanqueado por sendas columnas de Hércules, también coronadas, con la leyenda "non plus ultra" en clara alegoría al imperio universal de Carlos V.
El panel central con el sol en su zenit también acogía una alegoría a la monarquía española con un castillo en alto relieve y dos columnas de Hércules, un león exentos.
En el anverso de la moneda lleva un escudo con castillos y leones además de los nombres de los reyes y el reverso las Columnas de Hércules.
Y también por aquella parte tentamos con la navegación el mismo Océano, y la fama publicó que aún subsistían las columnas de Hércules, sea que el héroe llegara a aquellas partes, o que todas las cosas grandes, de común acuerdo, las atribuimos a su gloria.
En 1572 Felipe II de España introdujo la moneda que llevaba impresa una cruz y las armas del reino, que se mantuvo hasta la aparición en 1732 del tipo columnario que presentaba dos globos terráqueos sobre olas marinas, con una corona real encima, flanqueadas por las Columnas de Hércules, de donde tomaron su nombre.