Callejón de Huaylas


Búsquedas relacionadas con Callejón de Huaylas: Huaraz

Callejón de Huaylas

 
Valle de Perú, junto al río Santa, en el departamento de Ancash, una de las regiones más fértiles del país.
Ejemplos ?
Expone bienes culturales de cerámica y mediante paneles informativos se explica la ocupación Wari en el Callejón de Huaylas, Áncash.
Sin duda alguna, la zona andina de Ancash, la pintoresca área del Callejón de Huaylas, resultó siendo el área más castigada por el terremoto.
ungay o Nueva Yungay, es la actual ciudad que se ha levantado a un kilómetro al norte de Santo Domingo de Yungay, ciudad desaparecida durante el terremoto del 31 de mayo 1970. Se localiza en la zona central del Callejón de Huaylas en el departamento de Áncash.
La actual población peruana de Yungay se sitúa en la parte central de Áncash, en el valle del río Santa, denominado coloquialmente "Callejón de Huaylas".
Abarcó casi todo el callejón de Huaylas, un estrecho valle alimentado por el río Santa y encerrado entre dos cordilleras, la cordillera Blanca hacia el occidente y la cordillera Negra hacia oriente.
Alex Herrera, profesor de arqueología de las Universidades de Yale y Cambrige (Reino Unido)este último ha realizado un trabajo arqueológico más extenso y minucioso en la zona del Callejón de Huaylas, Prov.
El cuadro huaracino estuvo mejor constituido y con un fútbol más incisivo, teniendo como referente en ataque a Francisco Medrano, el primer tiempo acabó sin goles, para el segundo tiempo Ancash salió a ganar y lo consiguió por 2 a 0 final que se celebró vía radial en todo el Callejón de Huaylas.
Durante la Colonia Huaraz y los Pueblos del Callejón de Huaylas fueron paso obligado de los colonizadores españoles hacia Pachacamac, Lima y el Cusco.
La zona andina siguiente al Callejón de Huaylas, conocida como Conchucos, quedó con daño moderado debido a la gran cantidad de energía que absorvió el macizo de la Cordillera Blanca, pero aun así muchas de las construcciones quedaron inhabitables, y muchas personas murieron mientras se encontraban en laborando en áreas agrícolas debido a derrumbes en los cerros contiguos.
En 1970, el devastador terremoto de Áncash, que asoló las ciudades del Callejón de Huaylas no ocasionó daños mayores en la zona de Chacas, solo la iglesia resultó ser la estructura más afectada al punto de que el tejado y una de sus torres colapsaron.
La agricultura y la ganadería son la base de la economía familiar, mientras que el producto excedente es vendido en la ciudad y en el Callejón de Huaylas.
Su magnitud fue de 7,9 en la escala sismológica de magnitud de momento, según el Instituto Geofísico del Perú, y alcanzó una intensidad máxima de grado VIII en la escala de Mercalli Modificada entre Chimbote, Casma y el Callejón de Huaylas.