Bernat de Rocafort

Rocafort, Bernat de

 
(ss. XIII-XIV) Guerrero catalán. Asumió el mando de la Compañía junto con Berenguer de Entenza, e intentó proclamarse rey de Tesalónica, si bien reconoció a Carlos de Valois.
Ejemplos ?
La situación se agravó hasta que el hermano de Bernat de Rocafort, Gilbert Rocafort y su tío, Dalmau de San Martín, mataron «accidentalmente» a Berenguer de Entenza en 1306.
Hijo de Arnal de Rocafort, caudillo almogavar, que sirvió a las órdenes del rey Pedro III y tras la victoria de Montesa, luchando contra rebeldes moriscos valencianos, le concedió el título de alcalde de Morella. Bernat de Rocafort participó en la Guerra de Sicilia sirviendo al rey Federico II de Sicilia.
Tras el asesinato de Roger de Flor y del almirante Fernando de Ahones, y encarcelado Berenguer de Entenza, Bernat de Rocafort se convirtió en el jefe de la Compañía catalana.
En 1308, Venecia acusó a Bonifacio, junto con Guido, Antonio le Flamenc, y Bernat de Rocafort, el caudillo de la Compañía Catalana, de conspirar para apoderarse de la colonia veneciana de Calcis, pero la repentina muerte de Guido el 5 de octubre, sin dejar un heredero, cambió la situación.
La Compañía permaneció acantonada ocho días más en Tira. Mientras se libraba la batalla de Tira, Bernat de Rocafort llegó a Constantinopla procedente del Reino de Sicilia.
Pese a la desproporción numérica entre ambas fuerzas, Roger de Flor no eludió el combate, poniéndose al frente de la caballería. Bernat de Rocafort y Marulli hicieron lo propio con los almogávares, los cuales mostraban gran optimismo felicitándose los unos a los otros por la victoria antes de entablar combate y profiriendo su famoso grito de guerra "Desperta Ferro, Desperta!" mientras golpeaban el suelo con las conteras de sus lanzas.
Entenza planea una razia contra Constantinopla y parte hacia Recrea con 5 galeras, dejando en Galípoli una hueste formada por 206 hombres a caballo y 1.256 hombres a pie, capitaneados por Ramón Muntaner (como capitán de Galípoli), Bernat de Rocafort (Senescal) y 6 caballeros (Ramón Muntaner cita a Guillem de Siscar, Ferran Gorí, Joan Peris, Guillem Peris de Caldes y N'Eixemèn d'Alberó).
Así, Federico III de Sicilia asignó al infante Fernando de Mallorca a Galípoli como capitán de la misma, pero esta decisión fue contestada por uno de los líderes de la Compañía, Bernat de Rocafort, mientras que otros (Berenguer de Entenza y Fernán Jiménez de Arenós aceptaron el nombramiento del infante.
La lucha concluyó con la marcha de Fernán y del infante, quedando Bernat de Rocafort como jefe de la Compañía. El administrador Ramón Muntaner también abandonaría la Compañía, escribiendo más tarde una crónica sobre la misma.
A su llegada, Roger de Flor le pasó el título de megaduque y reclamó para sí el de César del Imperio bizantino. Berenguer llegó un año después que Bernat de Rocafort, quien era el senescal de la hueste y jefe de la infantería.
En 1308, la República de Venecia acusó a Antonio, Guido II, Bernat de Rocafort, y Bonifacio de Verona de conspirar para apoderarse de la colonia veneciana de Negroponte.
Posteriormente se les unirían Bernat de Rocafort con 2 galeras, 200 caballeros (aunque sin caballos) y 1.000 almogávares en 1304; Berenguer VI de Entenza con 300 jinetes y 1.000 almogávares en 1305; y Fernando Jiménez de Arenós (también llamado Fernán Ximénez de Arenoso) con una galera y 80 almogávares en 1306.