AHI

AHIAgrupación Herreña Independiente
Traducciones

ahí

adv. there.
Ejemplos ?
Entretanto, nos clama por cuanto santo tiene el cielo; pero ahi nomás por consuelo a su queja: abajito de la oreja, con un puñal bien templao y afilao, que se llama el quita penas, le atravesamos las venas del pescuezo.
, dio una fuerte patada, y esperó a ver qué pasaba a continuación. Lo primero que oyó fue un coro de voces que gritaban a una: «¡Ahi va Bill!», y después la voz del Conejo sola: «¡Cogedlo!
Con una alegre carcajada saludó la moza la ocurrencia. -¡Vaya, qué tragaderas! Una voz preguntó desde arriba: -Rosa, ¿quién está ahi? -Es Valentín, madre.
Efectivamente, si en las municipalidades se ve todavía un cuerpo político es porque de ahi sale el primer alcalde, que entiende en los reclamos de la lista de mayores contribuyentes, del cual se espera, en la jeneralidad de los casos, parcialidad mas o menos encubierta que aprovecha al amigo i perjudica al adversario.
Ed al tiranno inessorabil chiese La muger que despues perdió mirando, Che mal si può dar legge a voglie accese: Para que el tiempo que perdí llorando, E perdo, ahi lasso!
¿Ha visto, dotor tuertero, estas zonzas de orientalas, que a todas las federalas nos tratan como a carnero? Esas mesmas que ahi están faroliando en el Cerrito, y haciéndole asco al moñito, no sé lo que pensarán.
la Arroyera dijo: y vio ahi nomás, en seguidita, colgada en una estaquita una cola o cabellera: y al preguntar de quién era pudo ver sobre un papel esta letra: "¡De Marciel!
Y si tu remedio, Juana, es para pedirme medio, ahi va el medio sin remedio; porque, si he de remediarte, el medio tengo de darte por darte de medio a medio.
Y usted recordará hace un año qué nos decía la gente, si usted se para con otros colegas cronistas cerca de mí y está escuchando lo que me dice la gente, y si bien la gente no está diciendo que está contenta o que todo está bien, la gente nos dice: "bueno, ¿sabe qué?, ya tengo trabajo; ¿sabe qué?, ya veo un poco distintas las cosas". Ahi vamos, hay que seguir, vale la pena, hay que esforzarse.
Y a ese respeuto, si gusta, le explicaré mi sentir. Martín ¡Pues no!, amigo: desde luego prosiga, y déle por ahi: y arme un cigarro, velay, también voy a darle fuego.
Luego verá, ño Severo, un potrillo pangaré, lindo, que le trajiné a un inglés, que fue chasquero: Y salía cola alzada ajuera continuamente, y de ahi volvía caliente a presumir en la Aguada: Aonde se apea y se cuela atrás de cualquier muchacha, a pesar que tiene facha de más zonzo que su agüela...
-Salí, porteña pintora, federala zalamera; que si yo no te quisiera, velay, ¡dijo la Isidora!... No te trujera esta lonja que le he sacao a un francés, para vos, ahi la tenés: esto es querer, no lisonja.