Álvaro Alonso Barba

Alonso Barba, Álvaro

 
(1569-1662) Metalúrgico español. Escribió Arte de los metales, en el que se enseña el verdadero beneficio de los de oro y plata por azoque y el modo de fundirlos todos (1640).
Ejemplos ?
Debido a la inmigración, aumenta paulatinamente el número de hablantes de rumano y árabe, entre otros idiomas.;Nacidos en Lepe: Adrián González da Costa, poeta ganador del Premio Adonais 2002). Álvaro Alonso Barba (1569-1662), metalúrgico y autor del libro "El Arte de los Metales" (1640).
Marineros leperos y vinculados a la villa de Lepe intervienen en el descubrimiento y la conquista de América, entre los que destaca Rodrigo Pérez de Acevedo. Otros leperos de renombre son Álvaro Alonso Barba, Cristóbal Méndez, Manuel Vela y Fray José Oria Castañeda.
Con este lenguaje, Abreu mezcla los principios expresivos con los geométricos, con una finalidad social y política: con sus figuras toscas, pero adaptadas a la geometría, su autora intentaría dar una imagen de la realidad que está integrada de principios opuestos.: Monumento a Álvaro Alonso Barba.
Situado en el Parque de la Coronación, está dedicado al ilustre metalúrgico lepero Álvaro Alonso Barba. Es obra de la arquitecta lepera Rosa María García y reproduce un horno de fundición como los descritos en su obra El Arte de los Metales.: Monumento al Agricultor (2001).
Asumió sus funciones recién dos años después, pero debido a sus enfrentamientos con los visitadores Juan de Carvajal y Sande, y luego con Juan de Palacios, fue obligado a dejar el cargo. Durante su gestión, hizo amistad con el clérigo Álvaro Alonso Barba, quien le dedicó su obra Arte de los Metales (1640).
En 1571 o 1572, Pedro Fernández de Velasco introducía en el reino del Perú el beneficio de Medina, adaptándolo a las menas y condiciones climáticas de Potosí y de la altiplanicie peruano-boliviana en general, mediante el beneficio de cajones, recibiendo nuevo impulso las minas de Potosí que ya comenzaban a decaer. Álvaro Alonso Barba inventaba en Bolivia, en 1590, su célebre beneficio de cazo y cocimiento.
1782, (Cochabamba, Historia Boliviana, 1985), CIV, 424 p., ilustr. 32) Álvaro Alonso Barba (1569-1662). Investigaciones sobre su vida y su obra (La Paz, Biblioteca Minera Boliviana, 1986), XVII + 283 p., ilustr.
Sobresale sin duda la notable biografía de Gabriel René Moreno, pero no son menos importantes los estudios sobre la vida y la obra de Álvaro Alonso Barba, el cura metalurgista que contribuyó a consolidar la minería potosina; de Carlos Felipe Beltrán, el párroco precursor de la educación intercultural; del cronista Pedro Ramírez del Aguila, del poeta Diego Dávalos y Figueroa, del prócer independentista Mariscal Braun, del filósofo chuquisaqueño Alfonso Querejazu Urriolagoitia y del Cardenal Clemente Maurer, entre otros.
Álvaro Alonso Barba (Lepe, Huelva, 15 de noviembre de 1569, Potosí, Bolivia,1662) fue un eclesiástico y metalúrgico español a quien se le debe el método de los cazos para la explotación de la plata.
Destacaron por su tarea como ingenieros (aplicados o no a la aventura del Nuevo Mundo) el citado Juanelo Turriano, Juan de Arfe (escultor, perito de metales preciosos en la Real Casa de la Moneda de Segovia —véase ceca y Fábrica Nacional de Moneda y Timbre - Real Casa de la Moneda— y tratadista de arte, anatomía, gnomónica —relojes de sol— y orfebrería), Diego Rivero, Felipe Guillén, Martín Cortés, Antonio Boteller, Bernardo Pérez de Vargas, Garci Sánchez, Carlos Corzo, Pedro de Contreras, Lope de Saavedra, fray Blas del Castillo, Álvaro Alonso Barba...
Pedro Fernández de Velasco lo aplicó en el virreinato del Perú (la mina principal era el Cerro de Potosí, en la actual Bolivia) desde 1572, con ciertas mejoras (paso del beneficio del patio al beneficio de cajones). Álvaro Alonso Barba en 1640 abarató el proceso con el denominado beneficio de cazo y cocimiento (en el que se utilizaba sal, piritas de cobre y hierro además del mercurio, gran parte del cual podía recuperarse, además de poder utilizarse con minerales de menor grado de metal).