¡porra!

¡porra!

 
interj. Denota disgusto o enfado.
Ejemplos ?
Pasarán algunos años más; el zaino andará tirando agua en el jahuel, bichoco, flaco, con la cola en porra, y con abrojos en la crin; haciéndose el sordo cuando oiga sonar el maíz en el morral, y el ciego al ver otro caballo en el pesebre, bien cepillado y rasqueteado, lustroso y demasiado gordo para ser guapo como ha sido él.
Sus armas consisten en una grande porra....»-(Ave María purísima.) Y por este estilo y manera sigue nuestro Orbaneja dando brochadas hasta rematar el mascaron; pintando á oscuras, para que se vea mejor su habilidad.
Por consiguiente, ningún ultraje, ningún acto de opresión, ninguna exhibición de rapacidad falta de conciencia, ninguna prostitución de poder por parte del Ejecutivo, Legislativo, o judicial, ninguna lágrima de vergüenza patriótica por la degradación del nombre nacional, ningún golpe de la porra de un policía, ni una bala o golpe de bayoneta de las tropas, podría haber sido escatimado.
Este mate me revienta. Luego volvió la cabeza para el muro; se tapó la porra con la sábana y se apoliyó hasta las tres de la tarde.
El príapo, la porra, y el chorizo :El rábano, la pija, y el badajo; :Picha y ciruela en Español castizo :Son sinónimos todos del Carajo.
-No es que ella se ha comío la partía; es que como la cosa apremia porque el bato de la Lola ha dicho que porra entro u que porra fuera, y que de hoy no pasa el que yo tome un camino, pus yo quise tantear el terreno.
Tal vez sea Rezois el punto de Galicia donde se conservan más fielmente el traje regional y las costumbres añejas, y el tío Amaro, con sus sesenta años del pico, ni un solo domingo dejó de lucir el calzón de rizo azul, el «chaleque» de grana, la parda montera y la claveteada porra, que jugaba muy diestramente.
Los ingleses creen que el juego del palo es cosa suya, y que ellos no más saben lucir su habilidad en las ferias con el garrote que empuñan por una punta y por el medio; o con la porra, que juegan muy bien.
Un día que, en la pulpería, había mucha gente, vio a un gaucho forastero muy barbudo, que, a cada rato, escupía; y de modo que éste lo pudiera oír, dijo él a otro, a pesar de no poder tener porra el guanaco, por no tener cola: -Mira el guanaco porrudo.
Al poco tiempo, Jari Kainulainen deja la banda por razones personales y toma su puesto Lauri Porra, reconocido bajista multifacético que también acompañó a Kotipelto en su gira solista.
Como ocurre en las artes tradicionales de las que se deriva (el daitō-ryū aiki-jūjutsu y el sam rang do tek gi con las técnicas de bong sul) el hapkido emplea un variado número de armas tradicionales en sus prácticas, como el bastón largo (yang bong en coreano) de aproximadamente 180 cm, el bastón medio (chang bong en coreano) de aproximadamente 90-110cm, el palo corto o porra (dan bong en coreano) de aproximadamente 35-45 cm, la cuerda o lazo (incluido el cinturón del uniforme), el bastón de anciano o con oreja (chipang yisul en coreano), la espada de madera (mok do en coreano), el sable hecho de caña de bambú (jook do en coreano) y el sable de metal (shim gum en coreano, arma parecida a la katana japonesa, pero con doble filo).
Se informó acerca de que agentes experimentados tuvieron que retirar a cadetes de entre los contingentes policiales y se ha comentado que no se lanzaron piedras después de que un manifestante fuera golpeado en la cabeza con una porra empuñada por un cadete.