¡oy!

¡oy!

 
interj. Denota alegría o bienestar.
Ejemplos ?
Palacios rreales de los Yngas y de señores prencipales destos rreynos y estaturas y rregalos que tenían y lo tienen hasta oy los principales.
Valasme, Madre Sancta, oy los mis clamores, Que façes cosas tales e otras mas maiores: Tu sabes la mi cuita, entiendes mis dolores, Non me oblides, Madre, solaz de peccadores.
Y luego que legé a las Indias, en la primera isla que hallé tomé por forza algunos dellos pa que deprendiesen y me diesen notia de lo que auía en aquellas partes, e así fue que luego entendiron y nos a ellos, quando por lengua o señas, y éstos han aprouechado mucho. Oy en día los traigo que siempre están de propósito que vengo del cielo, por mucha conversación que ayan hauido conmigo.
Tu saues muy bien que tal dia como oy estando en esta çiudat a tu tabla cometiste a decir blasfemando e dixiste que si to estudieras con Dios Padre quando formo el mundo e todas las cossas que en el son...
Tu librest a Ionas del vientre del pescado, Que lo tovo tres dias en el vientre çerrado, Non príso lision, ca fue de ti guardado: El miraclo vieio oy es renovado.
E otrosi sepas por çierto que por la oraçion que fiçiste continuadamente a la gloriossa madre de Dios desde que ouiste diex e siete annos fasta oy, rogo afincadamente al alto sennor.
Sentencia, refrán, consejo. Fabla. Fábula. Fablar de oy en cras. Prometer, dar esperanzas, dar largas. Fabrilla. Diminutivo de fabra o fabla, por refrán.
Cante Antón, con su boz retumbe. Zúnguele, zungue, qu'el peccado oy se consume, zúnguele, zungue, ¡Ay, Jesús, qué buena costumbre!
A la tu missa nueva desta festividat Adugote ofrenda de grant auctoridat, Cassulla con que cantes, preçiosa de verdat Oy en el dia sancto de Navidat.
Tanto mal comidieron los ifantes de Carrión: «Bien lo creades don Elvira & donna Sol: aquí seredes escarnidas en estos fieros montes; oy nos partiremos & dexadas seredes de nos, non abredes part en tierras de Carrión.
Fuéssedes mi huésped si vos plogiesse, sennor.» Dixo el rrey: «Non es aguisado oy; vos agora legastes & nos viniemos anoch; Mío huésped seredes, Çid Campeador, e cras feremos lo que plogiere a vos.» Besóle la mano, Mío Çid lo otorgó.
-»Yten, que si vos el dicho Bicente Yáñes Pincón quisierdes yr dentro de vn año, que se cuente del dia de la fecha desta capitulaçión e asiento, con algund navío o navíos a las dichas yslas e tierras e nos a rescatar e traer qualquier cosa de ynterese e prouecho, que por el mismo viaje que fuerdes, sacando primeramente para vos las costas que ovierdes fecho en los fletes e armasón del dicho primero viaje, que del ynterese que remaneciere ayamos e llevemos Nos la quinta parte e vos el dicho Bicente Yáñes las quatro quintas partes, con tanto que no podays traer esclavos ni esclavas algunas ni vayáys a las yslas ni tierra firme que hasta oy son descubiertas o se han de descobrir por nuestro mandado e con nuestra licencia...