¡Buen viaje!

Traducciones

¡Buen viaje!

buon viaggio!
¡Buen viaje  
Ejemplos ?
"Jinetes en la tormenta (Los Mecánicos de la Naranja)" (2001) El ambicioso cortometraje bélico de Pablo Aragüés. "Buen viaje, Excelencia" Director Albert Boadella (2003).
El horario en Humberto Primo rumbo a la capital santafesina es, de lunes a sábados, a las 04:50 hs., los días domingos a las 18 horas. ¡Bienvenidos y Buen Viaje!
on voyage (en francés: Buen viaje) es el 153° y último episodio de la última temporada de la serie de televisión norteamericana Gilmore Girls.
Entre las asociaciones más importantes se encuentran la Asociación de Mayores "Cristo del Buen Viaje" y el Grupo Coral "Puerto de Figueras".
Teatro Francisco Javier Clavijero. Recinto de la Reforma. Iglesia del Cristo del Buen Viaje. Palacio Municipal. Portal de Miranda.
«Quinta de Goya», compuesta por 15 sellos con el retrato de Francisco de Goya pintado por Vicente López, 3 sellos con la pintura La maja desnuda y una serie de sellos de correspondencia aérea con los grabados Disparate volante, Modo de volar, Buen viaje y Volavérunt.
Por otra parte, en Pampatar, podemos encontrar la iglesia del Cristo del Buen Viaje, que debe su nombre a la imagen religiosa por preferencia de los pescadores, se culminó de construir en el año 1748, bajo la supervisión del jefe militar Don Antonio de la Espada; como dato interesante, se puede observar en esta iglesia un fresco de Animas del pintor Pedro López, abuelo de Don Andrés Bello.
Homais se inclinó sobre el guardabarros y con una voz entrecortada por los sollozos, dejó caer estas dos palabras tristes: ¡Buen viaje!
Quédese usté con Dios, y ya sabe usté, Antonio Urdiales, en Morón. -Pues hasta otra vez, si Dios quiere. -Buen viaje, y muchas, muchísimas, pero que muchísimas gracias. -Gracias, ¿por qué?
–Que escribas en llegando. –Buen viaje. Por fin suena el agudo rechinido del látigo, la mole inmensa se conmueve y, estremeciendo el empedrado, se emprende el viaje, semejante en la calle a una casa que se desprendiese de las demás con todos sus trastos e inquilinos a buscar otra ciudad en donde empotrarse de nuevo.
Mi apelativo es Melquíades Gamarra, para servirle. Y le deseo buen viaje de aquí para alante. ¡Sí, señor!» Ya Santos se dirigía al bongo, cuando el patrón, después de haber cruzado algunas palabras en voz baja con los palanqueros, lo detuvo, resuelto a afrontar las emergencias: —Aguárdese.
En el resto del camino entiéndase con los insurgentes. ¡Buen viaje! Miss Ellen, a pesar de no entender el español, creyó encontrar algo de siniestra burla o de encubierta amenaza en el acento del oficial: tuvo lo que se llama una corazonada, una de esas intuiciones misteriosas, de que Dios fue pródigo para con la mujer, y dijo en inglés a su padre: -Tengo miedo, regresemos al Callao.